Pymes podrán rescatar las facturas de crédito que estén dentro del Sistema de Circulación Abierta

Economía

Este procedimiento permitirá pasar las Facturas de Crédito Electrónicas (FCE) de las MiPyME que no deseen operar dentro del Sistema de Circulación Abierta o encuentren una traba en él luego de haber elegido esa opción.

Pymes podrán rescatar las facturas de crédito que estén dentro del Sistema de Circulación Abierta para quienes deseen dejar de operar bajo este sistema según informaron desde INVOITION, proveedor de Servicios de Pago o PSP, inscripto en el Registro de Proveedores de Servicios de Pago del Banco Central de la República Argentina.

El Banco Central de la República Argentina estableció a través de la Comunicación “A” 7219 del 5 de febrero de 2021, un nuevo sistema vigente a partir de abril que consistía en completar el régimen de negociación de facturas, ya que, hasta esa la fecha, estas solo podían ser negociadas en el ámbito de oferta pública mediante su acreditación en un Agente Depositario Central de Valores Negociables.

De este modo, y según fuera especificado en la Resolución, al momento de emitir la factura, las MiPyME podrán optar entre transmitirlas al sistema de negociación bursátil o enviarlas al Sistema de Circulación Abierta. Desde iniciada su implementación, 7 de cada 10 Facturas de Crédito Electrónicas (FCE), emitidas por unas 200 mil pymes y profesionales de las cadenas productivas de Grandes Empresas, pasaron al Sistema de Circulación Abierta (SCA) al quedar aceptadas, ya sea tácita o expresamente. Sin embargo hasta este momento, no había posibilidad de rescatarlas.

“Existen varias razones por las cuales una MiPyME puede necesitar extraer las FCE de dicho entorno y los fundamentos hoy tienen que ver más bien con una cuestión de experiencia al usuario, por eso lanzamos esta funcionalidad de rescate en nuestra plataforma”, asegura Bruno Cosentino CEO de INVOITION, una de las herramientas online más utilizadas en Argentina para la gestión y descuento de Facturas de Crédito.

Con el lanzamiento del SCA, quedó previsto en la normativa la posibilidad de que éste pueda estar interconectado con el primer entorno operativo existente en Argentina para la gestión y descuento de Facturas de Crédito, el ADC o de Agentes de Depósito Colectivo, entorno donde operan, no solo agentes del Mercado de Valores, sino también plataformas digitales, ambos medios operando desde hace ya dos años, y donde también pudieron operar los bancos inicialmente.

“Ni bien Caja de Valores terminó sus desarrollos, lo implementamos como respuesta a los cada vez más recurrentes pedidos de nuestros usuarios, quienes además nos permitieron entender la potencialidad que esta funcionalidad podía tener”, menciona Bruno Cosentino, CEO de INVOITION, miembro de la Comisión de Factoring de la Cámara de Fintech Argentina y uno de los principales referentes en la materia. La conexión ya está operativa desde hace una semana y permite que, quienes necesiten pasar una FCE del SCA al ADC, puedan hacerlo de manera muy simple.

Los principales fundamentos que motivan hoy a una MiPyME a querer sacar sus FCE de SCA no están basados en la oferta de tasas de financiamiento aplicadas a un eventual descuento, o su carpeta de crédito de respaldo, sino en la experiencia de uso e impacto en sus operatorias administrativas y comerciales, traduciéndose en ocasiones, en complejidades para el cobro.

Temas

Dejá tu comentario