Se repite el gobierno para explicar una inflación que sacude toda la economía

Economía

En diferentes escenarios, la inflación volvió a ser noticia ayer. • Debutó el ministro Carlos Fernández informando el dato de recaudación impositiva de abril. En su primera aparición pública destacó que los ingresos fiscales crecieron 52% • Olvidó contemplar que la inflación es ya el motor principal de lo que se recauda e, incluso, se puede inferir a través del dato informado que el aumento de precios es de casi 30% interanual. • Veloces de reacción, como siempre cuando de dinero se trata, los sindicalistas ya se están preparando para una renegociación de las paritarias desde junio. • Nada de esto afecta al secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, ya que está elaborando el informe de precios de abril en el que el INDEC mostrará un aumento de apenas 0,8% en el costo de vida. • Se trata de otra repetición, en este caso la de la estrategia de marcar mes a mes una variación inferior a la de 2007. • Otra política antiinflacionaria que volverá a entrar en escena es la convocatoria a piqueteros, que actuarán como vigiladores de los precios de grandes cadenas. • Cristina de Kirchner admite las subas pero, como siempre, volvió a descargarse contra empresas y el campo por cuanto sucede. • Lo que es indudable es la pérdida de poder adquisitivo que se refleja en alimentos, alquileres, expensas, cuotas de colegios e indumentaria, por ejemplo. • Los productos que se controlan escasean. • Cada mes que pasa, el dinero rinde menos y el billete de mayor denominación hoy en la plaza, el de 100 pesos, alcanza poco en lo que a compras en supermercados se refiere. • ¿Se recurrirá en algún momento, como ocurrió en los 80 y como hizo Hugo Chávez, a lanzar una nueva moneda como política antiinflacionaria? ¿O se lanzará un billete de $ 500?

La recaudación de abril tuvo un fuerte salto de 52,4% respecto del mismo mes del año pasado. La mayor cantidad de días hábiles (porque Semana Santa, en 2007 cayó en ese mes), el aumento de las retenciones por la máxima alícuota y el incremento de precios agrícolas a nivel internacional, sumado al fuerte aumento del IVA por efecto de la inflación, confluyeron para que los ingresos se elevaran de manera notable.

La cifra de $ 20.240 millones es superior a lo que venían estimando extraoficialmente. Funcionarios de la AFIP indicaron que, de no haber mediado el «efecto almanaque», la suba de la recaudación hubiera llegado a 36%, es decir por debajo del alza que había tenido en el primer bimestre del año (cuando registró un incremento de casi 45% promedio). En abril de 2008 hubo tres días hábiles más que el mismo mes del año pasado.

Los detalles de la recaudación los dio Carlos Fernández, en lo que fue su debut público tras su designación al frente del Ministerio de Economía. Lo presentó el jefe de Gabinete, Alberto Fernández. También participó de la conferencia de prensa el secretario de Hacienda, Juan Carlos Pezoa. El incremento nominal llegó a casi $ 7.000 millones.

  • Agro

    La suba en el primer cuatrimestre -agregaron- es de 43,8% y los $ 79.233 millones conseguidos representan casi 34% de lo previsto en el presupuesto.

    Sobre el final de la conferencia, los funcionarios procuraron demostrar que la incidencia del agro en la recaudación es más bien baja. «Los derechos de exportación de granos y carne apenas representan 3% de los ingresos totales», explicó el jefe de Gabinete. Fue un mensaje antes de la reunión clave que mantendrá hoy el gobierno con los principales dirigentes del sector. De esta forma, desde la Casa Rosada procuraron enviar la señal de que no resulta imprescindible arreglar con el campo por temor a una caída en el ritmo de aumento de los ingresos fiscales.

    A su turno, el ministro de Economía indicó que «traigo buenas noticias, porque la suba de la recaudación permitirá que se mantenga elevado el superávit fiscal, uno de los pilares de la política del gobierno».

    Uno de los aspectos más polémicos pasa por la lectura de la suba de la recaudación del IVA, que aumentó 50,6%. Según Pezoa, semejante incremento demuestra que «la actividad continúa muy sostenida, ante algunos comentarios que indicaban lo contrario por el paro del campo». Nada dijo, en cambio, del fuerte componente inflacionario que tiene esta suba.

    Si se estima que el consumo está creciendo en torno a 10% en términos interanuales (por encima del aumento del PBI) y que aproximadamente otros 10 puntos corresponden a la mayor cantidad de días hábiles, se deduce que la inflación se ubica en alrededor de 30%. Claro que en la presentación ni siquiera fue mencionado este impacto de la suba de los precios, la principal fuente del salto de la recaudación.

    El aumento de los precios internacionales, junto al cambio de la alícuota, fue lo que generó el salto de las retenciones, el rubro que más subió (106,7%).
  • Dejá tu comentario