Siguen los récords, pero terminarán

Economía

Si alguna reunión despierta el interés de los inversores de casi cualquier lugar del mundo,ésa es la de Berkshire Hattaway, en la que su presidente Warren Buffet (el segundo hombre más rico del planeta) contesta durante seis horas las inquietudes de quienes le confían su dinero. Si bien es más que posible que "el oráculo de Omaha" se equivoque, de todas formas es prudente prestar atención a su visión, por la que un hecho externo a los principales gobiernos del globo (a los que ve muy renuentes a frenar la actual expansión de liquidez) podría precipitar una debacle como la de 1998 (cuando quebró el LTCM).

  • Cita sugerente

  • Si bien como un verdadero oráculo no dio fechas, no deja de ser sugerente su cita a Mark Twain, quien dijo alguna vez: "La historia no se repite, pero rima". Como siempre. Con o sin razón, lo concreto es que éste o cualquier otro escenario genera siempre oportunidades de ganancias para los afortunados o los más avispados. Con casi 80% de las 500 cotizantes más grandes del país habiendo presentado sus estados contables y 67% de ellas superando las previsiones (en los dos últimos años fueron 68%), apenas quedan AIG, Cisco y alguna otra -entre los pesos pesado-que lo harán en estos cinco días. Así, la reunión de la Fed pasa al frente como uno de los hechos más destacables de la semana y la economía vuelve a ser "un tema" entre los tenedores de acciones (la nueva reversión en la curva temporal de tasas de interés -4,67% a dos años, 4,64% a diez años-habla de esta preocupación).

    Es posible pensar entonces que tal vez no volvamos a tener una seguidilla de cuatro récords consecutivos como la que acabamos de tener, cuando el Dow cerró el viernes en 13.264,62 puntos tras ganar 0,18% (1,1% arriba en la semana), que se rompa la que ha sido la suba más larga (23 alzas en 26 ruedas) desde 1944 o que caiga el volumen de fusiones y adquisiciones a menos de los u$s 71.000 millones que acaban de anunciarse. La palabra final la tienen los inversores.

    Dejá tu comentario