Cae la soja (EE.UU.aumentará oferta)

Edición Impresa

Las expectativas sobre el precio de la soja cambiaron drásticamente ayer en Chicago luego de que el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA, por sus siglas en inglés) publicó su informe mensual sobre existencias y área sembrada en EE.UU. para los cultivos del verano boreal. La oleaginosa se derrumbó un 2,2% por debajo de su valor del viernes, a u$s 514 la tonelada (durante la jornada llegó a tocar los u$s 506,41). A su vez, el precio de cierre de ayer es un 8,5% menor que el máximo del año que se registró el 30 de abril, de u$s 562,47 la tonelada, aunque aún se mantiene un 6,7% por arriba del valor del 31 de diciembre de 2013, cuando terminó en u$s 482,27.

Los futuros del maíz también bajaron ayer en Chicago, un 4,2% a u$s 167,02 la tonelada, tras desalentadores pronósticos del USDA para el cereal, mientras que los futuros del trigo también fueron presionados por el informe y la debilidad del maíz, y cayeron un 3,5% a u$s 207,51 la tonelada.

Al precio de la soja el informe lo afectó tanto porque el USDA ubicó a la superficie a sembrar en Estados Undios 1 millón de hectáreas por encima de lo que esperaban los operadores privados, mientras que el inventario remanente para el último trimestre de la campaña quedó 700.000 toneladas por encima de lo anticipado. De esta manera, mientras que hasta ayer los pronósticos hablaban de un precio a futuro un poco por debajo del actual, pero en cierto modo sostenido, las novedades de ayer modificaron el panorama y ahora la expectativa es a la baja. "La perspectiva de oferta luce ahora más abundante, tanto en el corto como a mediano plazo, razón por la cual los fondos especulativos reaccionaron con fuertes ventas", explicó Guillermo Rossi, de la Dirección de Informaciones y Estudios Económicos de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR).

Ocurre que los buenos precios que se registraron en los últimos meses en Chicago incentivaron no sólo a los emergentes a sembrar: se espera que Estados Unidos, con una mayor área destinada a la soja, logre una producción mayor y continúe siendo el principal productor mundial. El número del USDA de cuánto alcanzará a ser la cosecha se conocerá el 11 de julio.

"La soja se desbarranca. La posición julio 2014 (actual) cayó u$s 11 la tonelada en Chicago, que es de cosecha vieja; pero la de la nueva bajó aún más, u$s 26, que es el contrato de noviembre. Es así que hasta cotiza cerca de los u$s 400 por tonelada", sostuvo el analista Ricardo Baccarín, de Panagrícola. Según vaticinó, los u$s 90 de diferencia entre la posición julio y noviembre en algún momento se achicará, con perspectivas a la baja. "Hay una analista en EE.UU. que inclusive habla de una soja en u$s 350 la tonelada", alertó.

Ante la disyuntiva de vender o retener desde el campo, con precios a la baja los productores se inclinarán ahora más por la primera opción. Hasta el momento, los exportadores liquidaron divisas por u$s 13.105 millones, según datos de la cámara que los agrupa (CIARA-CEC). Con los valores de soja en Chicago en torno a u$s 520 la tonelada, se estima que podrían ingresar al país u$s 27.000 millones. Pero de darse una baja significativa en Chicago, la entrada de divisas para la Argentina sería menor.

Las reservas de soja al 1 de junio fueron estimadas por el USDA en 11,02 millones de toneladas, versus las 10,3 millones de toneladas esperadas por el mercado. Además el organismo señaló que en EE.UU. habrá un 11% más de superficie destinada a la soja en relación con 2013, un récord si la cifra se confirma, y fue el dato que más sorprendió al mercado.

Dejá tu comentario