Clásico: por bajos precios los tamberos regalan leche

Edición Impresa

Los tamberos protestarán hoy en el centro de Córdoba y en Rafaela, provincia de Santa Fe, debido al bajo precio que reciben por litro de leche. Los productores repartirán 2.000 litros de leche en sachet y entregarán folletos explicativos de la situación que atraviesa el sector.

Los ruralistas se reunirán a partir de las 11 en pleno centro de Córdoba, frente a Patio Olmos, ubicado en la avenida Vélez Sarsfield y Boulevard San Juan desde donde comenzarán a repartir leche y luego se movilizarán hasta un asentamiento de la periferia para continuar con la entrega a personas de recursos limitados.

Déficit

Desde el sector productivo aseguran que el precio que paga la industria por litro de leche no alcanza a cubrir los costos de producción y, por este motivo, la actividad deja de ser rentable. Hoy los tamberos reciben entre $ 1,40 y $ 1,45 por litro de leche pero para cubrir los costos necesitarían percibir $ 1,80 el litro.

«El litro de leche a nosotros nos lo pagan $ 1,40 y en la góndola vale más de $ 5, alguien en la cadena se queda con la diferencia», dijo ayer a este diario un productor de Rafaela. Y agregó: «para muchos tambos chicos la situación es terminal porque no se cubren los costos productivos. Por eso muchos se dedican a la agricultura».

Desde la Confederación de Asociaciones Rurales de la Tercera Zona (CARTEZ) informaron ayer que también protestan para exigir la transparencia en los mercados, de manera que en la cadena láctea se respete el pago de los precios que aseguren la viabilidad de la actividad y la razonabilidad en los valores del producto en góndola.

Mientras tanto, el vicepresidente segundo de la Federación Agraria Argentina (FAA), Guillermo Giannasi, respondió ayer a las declaraciones del subsecretario de Lechería de la Nación, Arturo Videla, quien había criticado a las entidades agropecuarias por organizar una asamblea en Rafaela.

«Se cerraron más de siete mil tambos en la última década por falta de rentabilidad y las pésimas políticas públicas. Frente a esta situación, no podemos quedarnos de brazos cruzados», afirmó el dirigente. Además, aclaró que lo que hacen «simplemente es expresar la disconformidad de nuestra gente con la política para el sector, no somos un partido político, ni hacemos reclamos partidarios».

Eslabones débiles

Otro dirigente de la FAA y delegado de la Mesa Nacional de Lechería, Carlos González, consideró que en la cadena láctea hay que buscar un equilibrio y que el tema no es sólo la leche en góndola. «Hay dos eslabones débiles que son productor y consumidor, y dos fuertes que son la industria, y aún mayor los supermercados», advirtió.

González consideró que en la Mesa lechera «tienen que estar todos los de la cadena, y ahí acordar cuáles son las ganancias de cada eslabón de la cadena porque si yo saco un queso a $ 12 del tambero, a $ 36 de la industria y $ 100 en la comercialización hay algo que está distorsionado. Lo que hay que buscar es un equilibrio en la cadena. Es hora de que el Gobierno intervenga en esas distorsiones porque si no esto va a seguir y van a ir desapareciendo más tambos».

Dejá tu comentario