Conmoción en Bulgaria por el crimen de una periodista

Edición Impresa

La mujer de 30 años fue violada antes de ser asesinada. Las autoridades niegan que el suceso esté relacionado con su trabajo. Miles de personas se manifestaban ayer para que se esclarezca el caso.

Sofía - Cientos de personas salieron ayer a las calles en distintas ciudades de Bulgaria, incluida la capital Sofía, para manifestar su desdén por el asesinato de la periodista Viktoria Marinova y pedir al mismo tiempo que las autoridades determinen la verdad del hecho.

Marinova, reportera y responsable administrativa del canal de televisión privado TVN de Ruse, norte de Bulgaria, fue violada y asesinada en un parque ubicado en la periferia de la ciudad.

La noticia del crimen de la muer de 30 años, que tuvo lugar el pasado sábado mientras trotaba, fue dado a conocer por la prensa local, lo que provocó reacciones de condena por parte de las autoridades de Sofía y en las instituciones europeas. Varias fuentes y medios internacionales escribieron que Marinova investigaba presuntos casos de corrupción relacionados con el uso de los fondos europeos.

Frente a esta situación, la Unión Europea (UE) condenó el homicidio y pidió "medidas urgentes" para clarificar si el ataque estuvo vinculado a su pesquisa.

Marinova es el tercer periodista asesinado en los últimos 12 meses en la Unión Europea, tras la maltesa Daphne Caruana Galizia, fallecida en la explosión de un coche-bomba en octubre de 2017, y el reportero eslovaco Jan Kuciak, asesinado en febrero pasado.

De acuerdo con el ministro del Interior búlgaro, Mladen Marinov, el homicidio no está relacionado con la actividad profesional de la joven, esposa del propietario de TVN, Svilen Maximov.

Un informe de la asociación Reporteros Sin Fronteras (RSF) en el que clasifica la liberad de prensa, Bulgaria figura en el puesto 111 sobre 180 países, por lejos el peor de la UE, puesto que es acusada regularmente por la corrupción de su entorno mediático, que viola la libertad de prensa.

Agencia ANSA

Dejá tu comentario