29 de agosto 2017 - 00:00

Harvey arrasó a su paso

Harvey arrasó a su paso
Wall Street operó con números dispares en un mercado complicado por el impacto del voraz huracán Harvey que tuvo su impacto bursátil negativo en los sectores energético y asegurador.

Aunque en el comienzo de la negociación los números fueron positivos, caían poco después afectando especialmente a empresas aseguradoras, luego de comprobados los extensos daños e inundaciones en el estado de Texas. También se veían muy afectadas varias de las petroleras más importantes, ya que el huracán provoco el cierre de varias explotaciones de crudo en una de las principales zonas de producción de petróleo.

Así las cosas el índice Dow Jones de Industriales finalizó en 21.808,26 puntos bajando el 0,02%, el S&P 500 se situó en los 2.444,20 puntos subiendo el 0,05% y el NasdaQ Composite apreciándose el 0,28% llegó a los 6.283,02 puntos.

Las principales Bolsas europeas operaron en baja debido en parte a una fuerte apreciación del euro. España retrocedió 0,57%, Fráncfort 0,37% y París 0,48%.

Avatares del Brexit. Muchas empresas alemanas han comenzado a retirar inversiones de Reino Unido anticipándose al aumento de las barreras comerciales después del Brexit, dijo el jefe de las Cámaras Alemanas de Industria y Comercio (DIHK).

En un comunicado conjunto, el instituto alemán y las Cámaras de Comercio Británicas (BCC) solicitaron a los negociadores británicos y de la Unión Europea que brinden claridad y certeza para las empresas comerciales en toda Europa, en sus negociaciones sobre la salida del bloque de Reino Unido. "Las empresas están muy preocupadas por un eventual impacto negativo importante del Brexit", manifestó Martin Wansleben, presidente ejecutivo de DIHK, y agregó que el Brexit podría llevar a más burocracia, a mayores tiempos de espera y a controles fronterizos más estrictos.

"Los términos de la salida son completamente inciertos. Muchos de nuestros miembros informan que están desplazando las inversiones fuera de Reino Unido en anticipación a estas barreras", afirmó.

Funcionarios británicos arribaran en la semana a Bruselas para impulsar con la UE las conversaciones sobre sus relaciones después del Brexit, pero el bloque no hablará de estas después de la separación sin haber llegado a un acuerdo sobre la factura de la salida de Londres (deudas) y otros temas relacionados con la ruptura.

Dejá tu comentario