3 de marzo 2017 - 00:00

La Eurocámara quitó a Le Pen su inmunidad por sus tuits violentos

La dirigente, favorita para la primera vuelta de las elecciones al Elíseo, publicó en 2015 tres fotos de ejecuciones cometidas por el Estado Islámico, violando una ley que protege la “dignidad humana”.

DOLOR DE CABEZA. Marine Le Pen es también investigada por empleos ficticios como su rival conservador, François Fillon.
DOLOR DE CABEZA. Marine Le Pen es también investigada por empleos ficticios como su rival conservador, François Fillon.
Bruselas - La Eurocámara aprobó ayer levantar la inmunidad parlamentaria a la candidata ultraderechista a la Presidencia francesa, Marine Le Pen, a petición de la justicia que la investiga por tuitear en 2015 imágenes de atrocidades perpetradas por el grupo yihadista Estado Islámico (EI).

"Pienso que el resultado está claro. Una gran mayoría votó a favor de levantar la inmunidad", declaró el eurodiputado de izquierda radical Dimitrios Papadimoulis, quien presidía en ese momento el debate en la sede del Parlamento en Bruselas.

La fiscalía de Nanterre, al oeste de París, reclamaba levantar la inmunidad a la candidata del Frente Nacional (FN) a los comicios presidenciales de abril y mayo, contra quien abrió una investigación por la "difusión de imágenes violentas" en diciembre de 2015. Según los fiscales violó una ley de protección de menores de Francia que prohíbe la publicación de mensajes violentos que inciten al terrorismo o que "ofendan gravemente la dignidad humana".

En respuesta a un periodista que estableció un paralelismo entre su formación y el EI, Le Pen tuiteó entonces tres imágenes que mostraban a un hombre con un uniforme naranja debajo de un tanque, otro vestido de la misma manera ardiendo en una jaula y el cuerpo decapitado del rehén estadounidense James Foley.

Antes de la votación, Le Pen justificó de nuevo su actuación, en declaraciones a medios franceses. "Yo soy diputada, cumplo con mi papel cuando denuncio Dáesh [acrónimo en árabe del EI]", aseguró, denunciando a su vez una "investigación política".

A petición de la familia de Foley "muy impactada", la política francesa retiró la imagen de este periodista estadounidense, si bien las otras dos fotos publicadas con el lema "¡Esto es Dáesh!" continuaban ayer en línea.

Le Pen ya había criticado el martes lo que calificó como "procedimiento ultrarrápido especial", aunque, en su informe sobre la demanda de levantar la inmunidad, la eurodiputada Laura Ferrara había indicado que esta "seguía los plazos habituales".

Los eurodiputados examinaron en 2016 quince peticiones similares, cuyo proceso de examen duró entre cuatro y ocho meses. En el caso de la líder del FN, el procedimiento tomó casi cinco meses, según la Eurocámara.

Desde enero, la líder ultraderechista francesa encabeza los sondeos en la primera vuelta de la presidencial francesa, que la dan como perdedora en la segunda vuelta, mientras la presión judicial se cierne cada vez más sobre ella.

Recientemente, Le Pen no acudió a una citación policial por un caso de presuntos empleos ficticios en la Eurocámara. En esta investigación judicial seguirá manteniendo su inmunidad parlamentaria, ya que el levantamiento aprobado ayer sólo afecta al caso de los tuits.

Agencias AFP, DPA y EFE

Dejá tu comentario