Moyanistas bloquearon planta de correo privado

Edición Impresa

Buenos Aires - Un grupo de gremialistas alineado con el camionero Hugo Moyano bloqueó ayer el acceso a la planta de Andreani en el partido bonaerense de Avellaneda, al sur del conurbano, entre las 6 de la mañana y las 12 del mediodía -el horario clave para la distribución de la correspondencia y envíos-.

Finalmente, por la tarde, el conflicto se resolvió en el Ministerio de Trabajo: el Sindicato Único de Trabajadores, Custodios y Afines (Sutcara) logró que la empresa de custodios Wachtman, contratada por Andreani, reincorpore cuatro empleados, reconozca la libertad sindical reclamada y también que se comprometa a proveer de chalecos antibalas, armamento en buen estado y municiones que no estén vencidas. «Llegamos a un acuerdo con la firma y firmamos un acta en el Ministerio junto al conciliador Raúl Fernández», declararon los gremialistas a este diario. En la reunión que convocó la cartera laboral estuvieron presentes el apoderado de la empresa que presta servicios de vigilancia a la compañía postal, Eduardo Veige, y el secretario general del Sutcara, Luis Albeldaño.

«Destacamos la tarea de nuestro asesor legal, Hugo Moyano hijo, quien fue un eslabón fundamental para lograr destrabar el conflicto», completó el secretario de Prensa del gremio, Ricardo Florentín, quien además sostuvo que los sindicalistas que llevan adelante la medida de fuerza están alineados con el secretario general de la CGT: «Nosotros respondemos a él», confirmó.

De esta manera, Moyano quedó vinculado con la protesta, que por el momento no desencadenó violentos enfrentamientos, ni tuvo importantes secuelas, como sí ocurrió con otros conflictos en los que estuvo relacionado y hasta fue blanco de acusaciones. En efecto, la semana pasada, Moyano fue responsabilizado por la muerte de un camionero porque una ambulancia no llegó a tiempo debido a un bloqueo de trabajadores recolectores de residuos.

La protesta en una de las siete plantas que Andreani tiene en la provincia fue organizada por los afiliados al Sutcara, quienes denunciaron que la compañía contratada por Andreani «no está en condiciones de custodiar la mercadería que esta empresa de prestigio le encomienda».

Dejá tu comentario