11 de marzo 2011 - 00:00

Pasa hoy lista Cristina en un acto que terminó siendo propio

Ayer la cancha de Huracán perdió parte del campo de juego para comenzar a albergar el escenario. Allí, hablará hoy Cristina de Kirchner para lanzarse en la Capital y recordar a Héctor Cámpora.
Ayer la cancha de Huracán perdió parte del campo de juego para comenzar a albergar el escenario. Allí, hablará hoy Cristina de Kirchner para lanzarse en la Capital y recordar a Héctor Cámpora.
El acto de lanzamiento de Cristina de Kirchner en la cancha de Huracán organizado hoy que comenzó siendo transversal, luego de la Corriente, pasó a control de la Casa Rosada y terminó sin límites claros, tendrá finalmente una sola protagonista, aunque con presentadores previos. La Presidente hablará allí a las 19.30 en el cierre pero anoche, en una reunión en el Senado se decidió finalmente la lista de oradores que la acompañarán: en representación de los gobernadores, Sergio Urribarri, por la dirigencia Agustín Rossi (uno de los organizadores del acto), por los intendentes Francisco «Barba» Gutiérrez, Edgardo Depetri por los movimientos sociales y Andrés «Cuervo» Larroque por La Cámpora.

Los organizadores, que en realidad no lo son tales ya que su tarea se vio limitada a la cuestión arquitectónica de palcos, escenarios y equipos de audio, ya habían anunciado mas temprano que Hugo Moyano no tendría micrófono, tal como lo decidió la propia Cristina de Kirchner.

El acto servirá como excusa para la ceremonia de homenaje al 11 de marzo de 1973, día en que Héctor Cámpora fue electo presidente al estar vetado Juan Domingo Perón por la cláusula de residencia que había establecido Alejandro Agustín Lanusse. El kirchnerismo ya ha decidido que ese día divide la historia del país asignándole a Cámpora el rol de marcar un antes y un después.

Ayer la lista de confirmaciones de asistencia a ese acto era interminable, al punto que se contrataron pantallas gigantes para instalar en las afueras del estadio en Parque Patricios con la idea de que los 50.000 lugares que permite Huracán no serán suficientes.

Por ejemplo, el Cabildo Abierto de los Peronistas Porteños estará presente con Carlos Tomada a la cabeza junto a Guillermo Oliveri, Claudio Heredia, Héctor Fernández, Kelly Olmos y Carlos Montero.

La Cámpora siguió organizando la movilización a la cancha y la Juventud Peronista de la provincia de Buenos Aires sí estará presente, como confirmó ayer José Ottavi: «Le vamos a decir a Cristina que vamos por más y que para eso pensamos que es ella la que tiene que conducir los destinos de la patria».

El Frente Transversal porteño de Depetri participará del acto y hasta el Partido Comunista y la Federación Juvenil Comunista convocaron al acto en Huracán para «respaldar a la presidente Cristina de Kirchner junto a miles de compañeros de La Corriente de la Militancia Nacional y Popular». Hace 10 años hubiera resultado imposible pensar en un acto que reuniera al PC (que no es nuevo en esto ya que en el 73 la conducción ordenó votar a Perón), a la JP, y sindicalistas como Moyano.

Mientras tanto, el kirchnerismo se dedicó ayer a recordar la llegada de Cámpora a la presidencia como un hecho fundacional. El procurador general, Esteban Righi, lo recordó destacando el compromiso de «haber cumplido la palabra empeñada». Curioso, ya que se sabe que tras haber sido electo presidente, Cámpora perdió muchas de las ganas que tenía de ver a Perón nuevamente en el país y cederle el mando en nuevas elecciones.

Carlos Kunkel se sumó a los festejos: «Ese día significó para todos los peronistas que militábamos desde los 10 o 12 años como yo, la culminación de un sueño después de un largo camino de movilización, resistencia y lucha», dijo.

El homenaje final, de todas formas, lo reservan para Cristina de Kirchner. Hablará como cierre de un despliegue de militancia que, por variado, ya no tiene un color definido. Justo como lo quería la Presidente: con la Cámpora y la JP, con Moyano pero sin hablar, con Daniel Scioli pero sin demasiado peronismo bonaerense. Y hasta la CTA compitiendo con gremios pero sin asegurar la presencia de Hugo Yaski. Finalmente, para lanzarse en un territorio que siempre le fue esquivo, pero sin hablar aún de la reelección.

Dejá tu comentario