Sólo un intendente como ministro de Scioli

Edición Impresa

Buenos Aires - Daniel Scioli clausurará definitivamente en las próximas horas cualquier nueva discusión respecto de cambios en el gabinete provincial.

Después de la salida de Daniel Arroyo de Desarrollo Social y el ingreso del intendente de Avellaneda, Baldomero «Cacho» Álvarez como reemplazante, el gobernador habilitará sólo algunos movimientos en segundas líneas, como Loterías y Casinos y Turismo, pero mantendrá en su cargo a la ministra de Infraestructura, Cristina Álvarez Rodríguez, después de que días atrás se mencionó al intendente de Ituzaingó, Alberto Descalzo, como eventual reemplazo.

Ayer, recién llegado de Italia, Scioli dedicó toda la jornada a darle una nueva significación a su gabinete, descartó el ingreso de más alcaldes y buscó anular así cualquier indicio de compromiso poselectoral que lo ligara con los intendentes del conurbano que se presentaron como candidatos testimoniales.

El otro golpe de timón irá directo al Ministerio de Seguridad.

Reestructuración

Después de ratificar a Carlos Stornelli (se mencionaba como reemplazante al vicegobernador Alberto Balestrini), los cambios apuntarán a reestructurar el área en busca de un fuerte ajuste en el gasto, especialmente después de la compresión que significó el retorno al sistema de escalafones que había eliminado León Arslanian.

También habrá una oxigenación fuerte en Desarrollo Social.

Con «Cacho» Álvarez, Scioli intenta en lo político armar una suerte de red de contención para el manejo del peronismo bonaerense, actividad que el barón del Sur comparte con Balestrini.

Objetivos

En términos de gestión, uno de los objetivos es la incorporación al Estado provincial de un plan municipal para la capacitación laboral de 500 mil jóvenes; en tanto que la denominada tarjeta social se mantendrá como operatoria de asistencia, pese a la sugerencia de Hilda Chiche Duhalde para que se reponga el viejo sistema provincial de las manzaneras.

En cuanto a las áreas secundarias de Gobierno, los cambios se harán en Loterías (sale Luis Peluso -cercado por una serie de denuncias judiciales- y podría entrar Martín Ferré -hoy en la cartera de Producción-) y en Turismo, Germán Pérez podría ser reemplazado por el actual subsecretario de Asuntos Municipales, Juan de Jesús.

Por de pronto, la alquimia en el equipo de Scioli se limita a este puñado de modificaciones que en gran medida responden al cimbronazo del resultado del 28-J, pero que también se articulan en la necesidad de imprimirle a la gestión un giro a partir de los problemas de financiamiento que acechan a la caja provincial.

Dejá tu comentario