Economía

El dólar llegó a $63,34 (récord), pese a que el BCRA vendió u$s346 M

La autoridad monetaria volvió a recurrir al mecanismo de subastas (ofreció u$s800 M). Brecha con el "blue" (10,5%) bajó, pero subió con el CCL (33,9%).

A sólo una jornada para las elecciones presidenciales del próximo domingo, el dólar saltó ayer otros 98 centavos a su nuevo récord nominal de $63,34 y encadenó su decimotercera alza consecutiva, en una rueda en la que el Banco Central volvió a las subastas en un intento por contener otra disparada. Fue en sintonía con el mayorista, que trepó 45 centavos, a $59,45, en una rueda donde el volumen (u$s1.004 millones) fue el más alto desde fines de julio, lo que se traduce en el significativo esfuerzo oficial para abastecer la demanda de divisas.

La moneda operó siempre con tendencia compradora y alcista, en un escenario que presentó cambios en la estrategia de regulación oficial que generaron fuerte dispersión en los precios. En este contexto, el BCRA volvió a utilizar el mecanismo de las subastas de divisas con el propósito de dotar de liquidez al mercado en un escenario de fuerte ausencia de la oferta genuina: efectuó cuatro colocaciones en contado por u$s 346 millones en total, aunque licitó u$s800 millones.

“Los inversores mostraron un significativo apetito por dolarizar portafolios y por la necesidad de cubrir posiciones antes del fin de esta semana, exigiendo una fuerte intervención oficial para suplir la insuficiencia de la oferta genuina”, indicó el analista Gustavo Quintana. Añadió que “la presión compradora se mantendrá seguramente este viernes (por hoy), alentada por las expectativas electorales y por la presunción de que a partir del resultado electoral se acentúe el control de cambios, dando pie a compras preventivas que anticipan subas mayores de la cotización del dólar”.

En la plaza paralela, el dólar “blue” cerró estable a $69,75. De esta manera, la brecha con el oficial cedió a 10,5%. En los mercados financieros, el dólar “contado con liqui” -que surge de compra de bonos o acciones, y su posterior venta en el exterior para hacerse de divisas- se apreció $2,62 (+3,4%) a $79,62, por lo que marcó un spread de 33,9% con la divisa que cotiza en el MULC. Además, el dólar MEP o Bolsa subió $2,04 a $75,11, lo que implicó una brecha de 26,3% frente al dólar mayorista.

Por su parte, el BCRA dejó sin cambios la tasa de interés de las Leliq, al convalidar el mismo valor de miércoles y del lunes que fue de 68,003%. El total adjudicado fue de $156.150 millones sobre vencimientos por $195.477 millones y a partir de esta operatoria se generó una expansión de liquidez de $39.327 millones. En tanto, las reservas del Banco Central cedieron ayer otros u$s883 millones hasta los u$s45.258 millones. En lo que va del mes la sangría, alcanzó los u$s3.444 millones.

En el mercado de futuros Rofex, se operaron u$s726 millones. Los plazos más cortos concentraron casi el 80% de los negocios. Los meses de octubre y noviembre terminaron operándose a $60,74 y $65,52 con una tasa del 113,14% y 100,72%, a esos precios finales. Al no estar tan activo el BCRA en futuros, las tasas volvieron a operarse por encima del 100%, los plazos más cortos.

A su vez, el S&P Merval avanzó 2,1% a 33.476,16 puntos, frente a una marcada cautela operativa por las elecciones, y en medio de recomposiciones de carteras para hacerse de liquidez y dolarizarse, tras un comienzo de rueda en terreno negativo. Entre las principales subas figuraron Ternium (+7,5%), Aluar (+6,9%) e YPF (+4,7%). En las últimas jornadas se viene verificando una oleada de ventas de acciones sin ADR, o sin la posibilidad de cotizar en moneda extranjera para pasarse a las acciones que cotizan en Wall Street. “Hay muchas que han quedado des arbitradas, con teóricos precios en dólares que no tienen parangón en ninguna parte del mundo. Y este es un dato para tomar en cuenta para los que alegremente rifan´ papeles”, comentó el analista Héctor Tavares.

En renta fija, los principales bonos en dólares (cotizantes en pesos) cerraron con disparidad. Entre los más operados, el Bonar 2024 cedió un 2%, el Bonar 2020 perdió un 0,6%; pero el Discount bajo ley argentina ganó un 3,5%. Lo mismo sucedió con los títulos nominados moneda dura. El riesgo argentino, en tanto, bajó 3,06% a 2.088 puntos básicos.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario