Negocios

Gobierno advirtió que las energías renovables "no escapan al contexto económico"

El subsecretario de Energías Renovables, Sebastián Kind, destacó que las inversiones "reales" en el sector llegaron ya a u$s 7.200 millones, pero señaló: "Es mentira si alguien les dice que las renovables escapan a la macroeconomía".

San Salvador de Jujuy (Enviado especial).- “Es espectacular lo que está pasando, algo pocas veces visto en la historia del país”, afirmó el subsecretario de Energías Renovables, Sebastián Kind, quien ofreció un vistazo del presente y futuro del sector en el Congreso Internacional de Energías Renovables que se desarrolla en San Salvador de Jujuy.

“Las inversiones reales llegaron ya a u$s 7.200 millones, con una potencia instalada de 5.000 mw y la generación de más de 10.000 empleos. Ni siquiera podemos visualizar lo que tenemos por delante”, destacó el funcionario. En un posterior contacto con la prensa se refirió también a la complicada situación que atraviesa el país y aclaró que “es mentira que las renovables escapan al contexto de la macroeconomía”.

Periodista: ¿Cuánto provecho saca el país del auge de las renovables?

Sebastián Kind: No solo se están instalando centrales de generación, estamos participando en la cadena de valor. Se están instalando nueve fábricas, sin contar las ampliaciones de líneas de producción de fábricas ya existentes. El valor de una cadena completa industrial completa es fenomenal, porque genera puestos de trabajo en la construcción de una central de energía pero también en los equipamientos. Hay posibilidades enormes de desarrollo.

P.: ¿A qué atribuye ese auge?

S.K.: Argentina está en el momento adecuado y en el lugar adecuado, capturando todo el movimiento que se produce a nivel internacional. En el mundo hay un cambio rotundo en la concepción de la energía: en la generación, las redes de distribución, el almacenamiento. Que seamos parte de esa transformación a nivel global es un sueño, y no lo estamos haciendo con timidez sino con mucha decisión.

P.: ¿Cómo afecta la situación económica actual?

S.K.: Las renovables, como otras industrias, no le escapan a la macroeconomía. Es mentira si alguien les dice que escapan a la macro aunque es cierto, por cómo está diseñado el sistema de blindaje de garantías, que le escapa bastante. Pero tampoco es otro país, también es la Argentina; y esto en realidad es una suerte, porque gracias a eso contamos con los recursos naturales y humanos que tenemos. La planta solar de Cauchari es espectacular, tiene un nivel profesional de clase mundial.

P.: ¿Y cuánto afecta al respaldo externo?

S.K.: La banca internacional y multilateral siguen apoyando el desarrollo de las renovables en la Argentina. Reitero: no es el contexto que quisiéramos tener, no tenemos el riesgo país en el nivel deseable, pero a pesar de que la Argentina transita momentos difíciles, las renovables siguen su marcha y son imparables. Es una industria que vino para quedarse a pesar de los vaivenes económicos, está en un camino que no tiene vuelta atrás.

P.: ¿Está confirmado el llamado a la ronda 4 del programa RenovAr para este año?

S.K.: Estamos trabajando fuerte en el diseño de la convocatoria y tenemos ganas de que sea este año, pero veremos si lo conseguimos. Será bien interesante, porque significará más generación e incluirá nuevas líneas para expandir el sistema de transporte eléctrico. Pero los detalles todavía no están cerrados y quiero ser prudente, porque generar falsas expectativas no le sirve a nadie. Lo que puedo decir es que estamos a full en eso y ojalá podamos tener un anuncio dentro de poco.

P.: ¿Cuál es el ritmo de entrada de las inversiones?

S.K.: Ya tenemos u$s 7.200 millones concretados. El plan completo, según el mandato de la ley que prevé un 20% de renovables en la matriz energética para 2025, hablaba de u$s 15.000 millones para ese entonces. Quiere decir que con esos u$s 7.200 millones ya estamos llegando al 50% de esa meta original. Y eso básicamente sucedió en los últimos 18 meses. En un contexto complejo como el actual, ese nivel de inversiones nos pone muy contentos. Tuvo un ritmo tan rápido, tan vertiginoso, que hay que tomar conciencia de que lo que está pasando: es una revolución.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario