Gobierno analiza medidas de alivio fiscal para las pymes

Edición Impresa

La idea es que el Impuesto a las Ganancias se pague en 11 cuotas, sin anticipo. También se piensa en una reducción del 50% de los intereses por mora.

El titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Carlos Castagneto, tiene en carpeta un par de medidas de alivio fiscal para las pequeñas y medianas empresas, en principio destinadas a aquellas que tengan certificado pyme. Una de ellas, tal vez la más relevante, es un cambio en la manera de pago del Impuesto a las Ganancias y la otra es una rebaja de los intereses que cobra el organismo recaudador a los contribuyentes morosos.

Ambas cuestiones se analizaron en una reunión que mantuvieron Castagneto y el director de Recaudación de AFIP, José Bianchi, con los principales dirigentes de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), encabezados por su presidente, Alfredo González. Desde la entidad empresaria le dijeron a Ámbito que hay predisposición de los funcionarios en avanzar en las propuestas.En relación a Ganancias, los cambios serían en el sentido inverso de lo determinado por la AFIP para los grandes contribuyentes, a quienes este año se les agregó un anticipo extraordinario del 15%. El tributo normalmente se liquida mediante un anticipo del 25% del impuesto determinado para el período y 9 cuotas de 8,33%. La primera cuota se paga al mes siguiente en el que la empresa termina de pagar el impuesto del período fiscal anterior.Para las pequeñas y medianas empresas el primer pago del 25% suele resultar bastante pesado. La iniciativa en carpeta en la AFIP es que las pymes puedan pagar en 11 cuotas iguales, del 9,09%.La otra medida en estudio es una reducción de los intereses resarcitorios y los punitorios que cobra la AFIP a los contribuyentes morosos. Los primeros se relacionan con el retraso simple, que corre desde el momento en que se produce el incumpliento. El segundo empieza a correr desde el momento en que la mora se judicializa. Desde septiembre de este año los resarcitorios son del 5,91% y los punitorios del 7,37%. La propuesta en estudio en la AFIP sería rebajar en 50% ambas tasas para las micro y pequeñas empresas.Según explicaron desde la entidad empresaria, a las pymes les resulta muy gravoso enfrentar ese tipo de intereses a pesar de que se encuentra levemente por debajo de la inflación. Cuando las diferencias entre las tasas de interés de la AFIP y las de los bancos son amplias para los contribuyentes es más fácil financiarse con el organismo. Pero las pymes dicen que tal situación es aprovechada por empresas grandes.En rigor, la determinación de los intereses resarcitorios y los punitorios está en cabeza de la Secretaría de Hacienda, a cargo de Raúl Rigo. El pasado 28 de agosto, mediante una resolución el ministro de Economía, Sergio Massa, fijó los parámetros vigentes. De modo que de concretarse la medida, la tendrá que adoptar Rigo.Carlos Lamiral

Dejá tu comentario