La Reserva Natural de Villavicencio cumplió 20 años

Lifestyle

Trabaja en la conservación del patrimonio biológico y cultural de Mendoza a través de la protección de más de 72.000 hectáreas de riquezas naturales, arqueológicas y científicas.

Aguas Danone Argentina acompaña un modelo inclusivo, equitativo y regenerativo uniendo la agenda del negocio con la de la sustentabilidad. Desde hace 3 años, la compañía se encuentra certificada como “Empresa B” para integrarse a la comunidad donde trabaja con el cumplimiento de los más altos estándares de impacto económico, social y ambiental. En ese camino, este año, la compañía celebró el 20° aniversario de la creación de la Reserva Natural Villavicencio.

Historia

En el año 2000 la provincia de Mendoza declaró a la Reserva Villavicencio como Reserva Natural Protegida. Unos años más tarde, la Reserva también logró el reconocimiento mundial, tras ser declarada Sitio RAMSAR y, por ende, humedal de importancia internacional. Se trata de una certificación que asigna la Convención RAMSAR para la protección y conservación de los humedales en el mundo.

La Reserva Natural Villavicencio es hábitat de 327 especies de flora y 250 de fauna, entre las cuales se encuentran cuatro monumentos naturales provinciales: guanaco, mara, cóndor andino, suri cordillerano; y dos especies en peligro de extinción: gato andino y águila coronada. Allí se trabaja en la conservación del patrimonio biológico y cultural local de Mendoza, a través de la protección de las más de 72.000 hectáreas de riquezas naturales, arqueológicas y científicas.

Asimismo, se llevan a cabo investigaciones, monitoreos y estudios de base en colaboración con investigadores del Conicet, CRICYT, el Instituto Argentino de Investigaciones de las Zonas Áridas (IADIZA), la Dirección de Recursos Naturales y el Área Técnica, con una activa participación del personal de guardaparques de la Reserva Natural, tendientes a preservar especies autóctonas de flora y fauna. Como ejemplo del trabajo de conservación y preservación se puede mencionar el avistaje de dos gatos andinos luego de 12 años y a partir de un trabajo de colaboración interinstitucional entre Aguas Danone Argentina (mediante la Reserva Natural de Villavicencio y Fundación Villavicencio), la Secretaría de Ambiente y Ordenamiento Territorial de Mendoza (a través de la Dirección de Recursos Naturales), y la Asociación Gato Andino (AGA). Otro ejemplo es el avistaje de guanaco albino durante el 2020, luego de 3 años.

Entre otras actividades, la Reserva, desarrolla un amplio programa de educación ambiental que tiene el objetivo de concientizar sobre la importancia de la protección y conservación de los recursos naturales. Este programa está dirigido a escuelas, colegios, universidades e instituciones educativas, tanto de la provincia como del resto del país.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario