Abbas le pide a Hamas formar nuevo gobierno

Mundo

Gaza (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - El primer ministro palestino, Ismail Haniyeh, presentó ayer su dimisión al presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas (Abu Mazen), quien le encomendó la formación de un nuevo gobierno de unidad que respete las obligaciones de la OLP y la resolución de la Liga Arabe que prevé reconocer a Israel si se retira a las fronteras de 1967.

«Hemos acordado la creación de un gobierno de unidad nacional, el primer ministro me ha presentado la dimisión; le deseamos a nuestro pueblo que pueda alegrarse con este importante paso», dijo Abbas en una comparecencia ante la prensa en la que los dos políticos aparecieron sonrientes y se prodigaron muestras de simpatía.

El mandatario leyó después la carta que había entregado a Haniyeh y en la que le pide que respete las obligaciones contraídas por la Organización para la Liberación de la Palestina (OLP) y las resoluciones de la cumbre la Liga Arabe.

Haniyeh se mostró aun más satisfecho que Abbas: «Estamos felices de comunicar al pueblo palestino que comenzamos un nuevo camino según el acuerdo de La Meca, con la creación de un gobierno de unidad».

  • Boicot

    El gobierno de Hamas, movimiento terrorista que no es miembro de la OLP, fue objeto de un boicot internacional por no cumplir las condiciones del Cuarteto para Oriente Medio, que son reconocer a Israel y los acuerdos suscritos por la OLP con los israelíes, además de renunciar a la violencia. Fuentes de la agrupación dijeron que, antes de la reunión con el presidente, Haniyeh había hablado por teléfono con el ministro de Relaciones Exteriores de Arabia Saudita, Saud Al-Faisal, y le prometió que el próximo gobierno sería fiel «al espíritu y a la letra de los acuerdos de La Meca», suscritos el jueves de la semana pasada y por los que las facciones decidieron formar un ejecutivo que «respetara» los acuerdos.

    «Los días que transcurrieron desde el acuerdo de La Meca han sido días felices para el pueblo palestino y nos esforzamos por mantener esta alegría y fortalecer la unidad palestina», dijo.

    El primer ministro agradeció al presidente «sus esfuerzos y su confianza». «A partir de ahora -añadió- empezaré las negociaciones con todos las partes y facciones» para formar un gabinete.

    El trámite resultó sorprendentemente fácil, debido a que el día había empezado con informaciones de que Hamas había planteado condiciones de última hora y que Abbas, por eso, había cancelado un discurso que iba a pronunciar a mediodía.

    El presidente hizo una referencia indirecta a los rumores al pedir a la prensa que acompañe el proceso y que informe de hechos no de conjeturas. El portavoz de Al Fatah, Abdul Hakim Awad, reconoció, sin embargo, que el acuerdo de anoche «se alcanzó tras intensas conversaciones para superar la crisis que se presentó el miércoles».

    El proceso de formación del gobierno empezará con la designación de los nuevos ministros que serán de los dos grupos firmantes del acuerdo de La Meca, el nacionalista Al-Fatah, de Abbas, y el islamista Hamas, de Hanyieh. Según la legislación palestina, el proceso duraría hasta tres semanas, aunque se podría prolongar dos más.

    Hamas y Al Fatah habían empezado hace meses a negociar para formar un gobierno de unidad nacional con el que recobrar la confianza de los principales donantes de la AP que mantienen un boicot económico sobre el gobierno de Hamas.

  • Violencia

    En diciembre, Abbas había dado las conversaciones por fracasadas y anunció su intención de convocar elecciones anticipadas, una opción que Hamas, ganador de los comicios de hace un año, rechazó de pleno. El desacuerdo degeneró pronto en violencia entre las milicias de las diferentes facciones.

    Hace una semana, y tras unos días particularmente sangrientos, Arabia Saudita logró llevar de nuevo a la mesa de negociaciones a los líderes de Hamas y Al Fatah que llegaron al acuerdo que ayer se empezó a concretar.

    Tras el anuncio, Estados Unidos no demoró en reaccionar. «Nuestras condiciones (para colaborar con el gobierno palestino) siempre son las mismas», dijo el portavoz Tony Snow, en clara referencia al cese de la violencia y al reconocimiento de Israel. El acuerdo se produce en momentos en que la secretaria de Estado norteamericana, Condoleezza Rice, prepara una gira por Medio Oriente para solucionar «asuntos pendientes». Se estima que la próxima semana habrá una cumbre entre la funcionaria, Abbas y el premier israelí, Ehud Olmert.
  • Dejá tu comentario