6 de junio 2024 - 18:54

Comenzó el juicio al hijo del presidente Joe Biden por tenencia de drogas y un arma de fuego

Hunter Biden está acusado de adquirir un arma siendo consumidor de drogas ilegales. La declaración de su ex cuñada agravó su situación judicial.

Los delitos cometidos por Hunter podrían ensuciar la campaña de Joe Biden para la reelección en 2024.

Los delitos cometidos por Hunter podrían ensuciar la campaña de Joe Biden para la reelección en 2024.

Reuters

El juicio de Hunter Biden, hijo del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, acusado de posesión ilegal de un arma de fuego, comenzó en un tribunal federal de Wilmington el lunes, donde ya desfilaron varios testigos, entre ellos, su ex cuñada.

Hallie Biden, la viuda del hermano de Hunter, testificó este jueves que encontró crack perteneciente al implicado en su casa en Wilmington, Delaware. Asimismo afirmó haberlo visto consumir la respectiva droga.

Los fiscales federales argumentaron que Hunter Biden se hallaba en medio de una fuerte adicción cuando compró el arma de fuego en que se centra el caso. Esto significaría que infringió una ley de EEUU que prohíbe a los consumidores de drogas ilegales poseer armas de fuego.

En este sentido, el hijo del mandatario se enfrenta a la acusación de tres delitos graves: mentir a un vendedor de armas de fuego con licencia federal, hacer una afirmación falsa en la solicitud al decir que no consumía drogas y poseer ilegalmente el arma durante 11 días. El acusado se declaró inocente de dichos cargos.

En caso de ser declarado culpable de todos los cargos, se enfrenta a una pena de hasta 25 años de prisión. De todas formas, los acusados suelen recibir sentencias más cortas, según el Departamento de Justicia.

Hallie Biden.JPG
Hallie Biden declaró en el juicio y complicó a su ex cuñado. 

Hallie Biden declaró en el juicio y complicó a su ex cuñado.

Las pruebas que complican a Hunter Biden en el juicio

Los miembros del jurado vieron imágenes de cámaras de vigilancia en las que Hallie tiraba la pistola de Hunter al tacho de basura de un supermercado, así como mensajes de texto en los que decía temer por su vida.

"Registrate en un centro de rehabilitación local, Hunter, todo esto tiene que terminar", escribió la cuñada en octubre de 2018, poco tiempo después de que se efectivizara la compra del arma.

En su declaración, también relató que solía limpiar la camioneta de Hunter, con quien mantuvo una relación romántica entre finales de 2015 y principios de 2016, en busca de drogas para deshacerse de ellas. Según contó, en una de esas búsquedas, encontró drogas y el arma. "Entré en pánico y quise deshacerme de ella", confesó la mujer.

A su vez, admitió que ella misma fue adicta al crack, a raíz de su relación con el hijo del mandatario, hasta que se desintoxicó en agosto de 2018. "Fue una experiencia terrible por la que pasé y estoy avergonzada", concluyó.

Esta situación podría complicar a su padre, el actual jefe de la Casa Blanca, que se encuentra en plena campaña de cara a las presidenciales de noviembre en las que el mandatario y su principal rival, el republicano Donald Trump, buscarán la reelección. Se trata del primer juicio penal al hijo de un presidente estadounidense.

Dejá tu comentario

Te puede interesar