Norcorea acepta propuesta para desmantelar su arsenal nuclear

Mundo

Corea del Norte aceptó dar los primeros pasos para desmantelar su arsenal nuclear a cambio de grandes suministros de energía, según un acuerdo firmado hoy en Pekín y anunciado esta durante una ceremonia por el jefe de la delegación china, Wu Dawei.

Corea del Norte se comprometió en ese acuerdo a cerrar el reactor de Yongbyon, el único que ese país posee para producir uranio destinado a armas nucleares.

Pyongyang también aceptó abrir esa planta a "controles y verificaciones" de la Agencia Internacional de Energía Atómica de Naciones Unidas (AIEA).

Wu explicó que las medidas son una aplicación del documento firmado en setiembre de 2005 por todos los participantes en las reuniones de Pekín, es decir, ambas Coreas, China, Estados Unidos, Rusia y Japón.

En el texto de 2005 los seis países habían declarado como objetivo común una península coreana sin armas nucleares.

El delegado chino añadió que "la etapa inicial" del proceso de desarme acordado ahora durará 60 días.

A cambio, Corea del Norte recibirá primero un suministro de 50 mil toneladas de petróleo y después otras 950 mil toneladas.

Wu agregó que en un plazo de 30 días a partir de hoy se reunirán cinco grupos de trabajo para debatir sobre desnuclearización de la península coreana, normalización de las relaciones entre Corea del Norte y Estados Unidos, normalización de las relaciones entre Corea del Norte y Japón, cooperación económica y energética, y sobre seguridad en Asia nororiental.

Horas antes del anuncio de Wu, el vocero del Ministerio del Exterior chino, Qin Gang, había dicho que tras las negociaciones "intensas" del ayer en Pekín, había sido alcanzado un acuerdo sobre la desnuclearización de Corea del Norte, motivo de la reunión de "los seis".

El negociador sudcoreano Chun Yung-Woo, había ratificado asimismo que "las principales divergencias" se habían superado y que el acuerdo contemplaba "una serie de acciones para la desnuclearización" de Corea del Norte.

Por otro lado, Estados Unidos asumió compromisos para resolver en 30 días las sanciones financieras que impuso en forma unilateral a Corea del Norte en 2005, en el marco del acuerdo para el desmantelamiento de planes nucleares de Pyongyang.

Así lo aseguró el jefe de la delegación estadounidense, Christopher Hill, quien se reunió con periodistas tras la firma del acuerdo, suscrito por Corea del Norte, Corea del Sur, China, Japón, Rusia y Estados Unidos.

Las sanciones fueron aplicadas en el Banco Delta Asia de Macao con congelamiento de 24 millones de dólares y tuvieron apoyo implícito de China, país del cual Macao es una región administrativa.

Las negociaciones entre seis países, de las que participan Corea del Norte, Corea del Sur, China, Estados Unidos, Rusia y Japón, se habían reanudado en Pekín luego de una ronda sin progresos celebrada en diciembre.

China fue el país encargado de avanzar desde entonces en reuniones bilaterales para destrabar posiciones entre los seis negociadores.

Estados Unidos había advertido ayer que un fracaso en la nueva ronda de negociaciones sobre el programa nuclear de Corea del Norte implicaría dar por concluidas las tratativas bajo el formato de seis países.

Corea del Norte había reclamado aportes en áreas de energía, que fueron considerados "excesivos", para un proceso de cancelación de sus planes nucleares.

El gobierno comunista de Pyongyang - según fuentes diplomáticas- había exigido para cerrar su reactor atómico de Yongbyon "dos millones de toneladas de petróleo por año, más dos millones de kilowatts de electricidad".

El jefe de la delegación estadounidense, Christopher Hill, había advertido el lunes que "todos los procesos de negociación tienen una vida fisiológica y este coloquio entre seis parecer haber cumplido su tiempo".

Esta etapa de conversaciones comenzó tras las reuniones bilaterales que mantuvieron en Berlín y Pekín delegados de Corea del Norte y Estados Unidos, que impuso sanciones financieras unilaterales en 2005, tras lo cual Pyongyang se retiró de las tratativas.

Corea del Norte fue sometida a sanciones por el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas por el anuncio de pruebas nucleares realizado el 9 de octubre, pero Japón impuso medidas unilaterales, al margen de ONU.

Dejá tu comentario