Peligrosa escalada: primer ataque de Turquía en Irak

Mundo

Ankara (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - Aviones de guerra y tropas de Turquía atacaron desde el domingo y hasta ayer a rebeldes kurdos dentro de Irak por primera vez desde el inicio de la actual crisis, mientras que el gobierno y la cúpula militar discutían el alcance y duración de una eventual ofensiva masiva que podría desestabilizar más al país árabe.

Mientras, en una derivación inesperada de la crisis, una marcha de la que participaron entre 600 y 800 opositores a los rebeldes kurdos celebrada en un barrio turco de Bruselas acabó ayer en violentos enfrentamientos, con un centenar de detenidos y una decena de policías heridos, informó la policía belga.

  • Acusación

    Tres de los detenidos están acusados de «homicidio en grado de tentativa» tras haber chocado a propósito con su coche contra un patrullero de la policía, hiriendo a sus tres ocupantes, explicó el jefe de la fuerza local, David Jansen.

    En el plano bélico, las fuerzasterrestres y aéreas de Turquía intensificaron su accionar militar en la región fronteriza con Irak, en medio de expresiones de preocupación por parte de Estados Unidos y la Unión Europea, que rechazan una eventual invasión. Varios cazas F-16 y helicópteros cargados con bombas despegaron ayer de las bases aéreas turcas de Incirlik y Diyarbakir y retornaron vacíos, informaron las agencias «Anadolu», considerada semioficial, y «Cihan», del diario proislámico «Zaman».

  • Bombardeo

    Asimismo, ayer a la mañana los diarios turcos difundieron, citando al viceprimer ministro, Cemil Cicek, que el domingo cazas F-16 turcos habían bombardeado presuntas bases del rebelde PKK (Partido de los Trabajadores del Kurdistán), la guerrilla independentista, tras entrar unos 50 kilómetros en territorio iraquí.

    También ayer, una fuente militar anónima informó en Ankara que las fuerzas terrestres turcas persiguieron entre el domingo y el martes en el norte de Irak a miembros de la organización kurda que habían atacado un contingente turco en Hakkari, donde mataron a 17 soldados. La fuente agregó que, como ya habían comunicado las fuerzas armadas turcas, 34 kurdos murieron en la operación.

    Según la cúpula militar, estas acciones no forman parte todavía de la operación masiva en el norte de Irak autorizada el 17 de octubre por el Parlamento turco, con el fin de destruir los campos del Partido de los Trabajadores Kurdos (PKK). Sin embargo, según observadores, indican una escalada peligrosa que podría ser el preludio de una invasión.

    La crisis puso en aprietos a EE.UU., que por un lado se opone a una incursión turca en el norte de Irak -la única región del país que se mantiene en relativa calma-, pero que por el otro necesita atender los reclamos de Turquía y mantener su alianza con Ankara, que presta un apoyo crucial para su campaña militar en Irak.

  • Preocupados

    Turquía, país miembro de la OTAN, que tiene desplegados entre 100.000 y 200.000 soldados en la frontera con Irak, advirtió ayer a este país y a sus aliados y colegas occidentales de la OTAN que una incursión a gran escala es inevitable e inminente si ni el gobierno de Bagdad ni Washington toman medidas contra los rebeldes del PKK.

    «Estamos preocupados de las continuas escaramuzas que están ocurriendo allá y de los ataques terroristas que están siendo lanzados por el PKK contra los turcos. Seguimos urgiendo a ambos lado a ejercitar moderación», dijo la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Dana Perino.

    La Unión Europea (UE), a la que Turquía quiere ingresar, llamó al gobierno de Tayyip Erdogan a no lanzar una ofensiva y a dar una oportunidad a la diplomacia.

    «Turquía debería pensarlo dos veces antes de lanzar una intervención militar», dijo Manuel Lobo Antunes, el ministro de Relaciones Europeos de Portugal -país que actualmente ejerce la presidencia de turno del bloque- en una exposición ante el Parlamento Europeo en Estrasburgo, Francia.
  • Dejá tu comentario