La Corte Penal Internacional abre investigación a Venezuela por crímenes de lesa humanidad

Mundo

El organismo internacional y el gobierno de Nicolás Maduro acordaron que el país "adoptará todas las medidas necesarias para asegurar la efectiva administración de justicia".

La Corte Penal Internacional (CPI) abrirá una investigación formal contra Venezuela por posibles crímenes de lesa humanidad durante la represión de manifestaciones antigubernamentales en 2017, según un memorando firmado este miércoles por el fiscal de ese organismo, Karim Khan, y el presidente Nicolás Maduro.

Khan "ha concluido el examen preliminar de la situación en Venezuela" y "ha determinado que procede abrir una investigación", apunta el documento, en el que la CPI y el gobierno de Maduro acuerdan que el país "adoptará todas las medidas necesarias para asegurar la efectiva administración de justicia", con "el apoyo y el compromiso activo" de la CPI.

Pactaron igualmente "establecer mecanismos para mejorar la cooperación entre las partes", según el texto leído en un encuentro entre Khan y Maduro en el palacio presidencial de Miraflores, en Caracas.

La CPI, con sede en La Haya (Países Bajos), abrió un examen preliminar en 2018 por la acción de efectivos de seguridad en protestas que dejaron un centenar de muertos un año antes, caso que ahora pasa a la próxima fase. "Les pido a todos, a medida que entramos en esta nueva etapa, que den a mi oficina el espacio para hacer su trabajo", comentó Khan.

"Respetamos su decisión como Estado, aunque le hemos manifestado que no la compartimos", indicó Maduro.

Khan, quien llegó el domingo a Venezuela en una visita de tres días, saludó el "diálogo constructivo" en reuniones con Maduro, su vicepresidenta, Delcy Rodríguez, el fiscal general, Tarek William Saab, y representantes de la Corte Suprema.

"Estoy plenamente consciente de las fallas que existen en Venezuela, la división política que existe. No somos políticos, nos guiamos por el principio de legalidad y el Estado de derecho", insistió el funcionario de la CPI.

La antecesora de Khan, Fatou Bensouda, dijo que existía "base razonable" para creer que se cometieron crímenes contra la humanidad y habló de una "inacción" de las autoridades venezolanas.

"Hay diferencias de criterio sobre lo que sucedió en el llamado examen preliminar", reaccionó Maduro. "La llamada fase de examen preliminar no le permitió al Estado venezolano conocer la documentación y el contenido que se evaluaba", agregó.

La justicia venezolana ha imputado a unos 150 efectivos policiales y militares por violaciones de derechos humanos desde 2017, según el Ministerio Público. La oposición considera que estas acciones se tomaron únicamente para evitar el proceso judicial internacional.

Dejá tu comentario