Operaciones de leasing: exenciones en el Impuesto de Sellos de Córdoba

Novedades Fiscales

El Poder Ejecutivo cordobés dispuso una exención para determinadas modalidades del contrato de leasing siempre que el tomador destine el bien objeto del contrato al desarrollo de sus actividades económicas, con aplicación para modalidades previstas en el Código Civil y Comercial de la Nación.

El Decreto 484/2022, publicado en el Boletín Oficial de la Provincia de Córdoba el 17 de mayo de 2022 dispuso una exención para determinadas modalidades del contrato de leasing siempre que el tomador destine el bien objeto del contrato al desarrollo de sus actividades económicas.

La nueva dispensa, vigente para las operaciones concertadas a partir de su publicación en el Boletín Oficial se aplica a las modalidades previstas en los incisos a), b), c) y e) del artículo 1231 del Código Civil y Comercial de la Nación.

1|Modalidades financieras

Los tres primeros incisos comprenden las modalidades del llamado leasing financiero, comprendida en la República Argentina, desde fines de la década de 1960, con la denominación de “locación financiera”, en las leyes de entidades financieras 18061 de 1968 y 21526 de 1977(1), e incluso con anterioridad en la Carta Orgánica del entonces Banco Industrial de la República Argentina (dec.-ley 13130/57). Por su parte, el BCRA emitió normas expresas sobre contabilización, contenidas en la circular CONAU-1, en vigencia desde el 1 de enero de 1981, y cuya definición resume la mayor parte de los elementos tipificantes del contrato de “leasing” financiero: Arrendamiento de bienes de capital (muebles e inmuebles), especialmente adquiridos por la entidad por encargo de terceros, por los que el arrendatario abona periódicamente y durante el plazo estipulado un precio y dispone del derecho unilateral de ejercer la opción de compra, pagando el valor residual previamente establecido.

En 2010, la Com. “A” 5047 del BCRA modificó la contabilización de estas operaciones, adecuando el rubro “Bienes en locación financiera”, y la denominó “Créditos por arrendamientos financieros”, dentro del Activo, rubro “Créditos”, con el Código 150000, que comprende los saldos deudores resultantes de contratos de arrendamientos financieros a través de los cuales se transfieren sustancialmente todos los riesgos y ventajas inherentes a la propiedad del activo arrendado, cuya titularidad puede ser transferida o no.

Las normas contables para el ámbito extrabancario han sido establecidas por la RT 128 de la FACPCE.

El leasing es un contrato que permite al empresario equiparse, renovar la tecnología o hacerse de capital de trabajo, generalmente a través de una empresa especializada que le concede el uso y goce de un bien de capital, por un tiempo determinado, a cambio del pago de cuotas periódicas, pudiendo contar o no con una opción de compra, aspecto este último sobre el que no existe unidad entre las diversas legislaciones. Se trata de una técnica de financiamiento y su elemento típico es la transmisión de una cosa para uso y goce, y el otorgamiento de una opción de compra(2).

La doctrina distingue dos grandes grupos o especies de leasing, con características propias y diferenciales, según la finalidad del contrato: el operativo y el financiero(3).

El leasing financiero sólo puede ser llevado adelante por una entidad financiera o por una sociedad que tenga por objeto la concertación de este tipo de contratos; ello, en tanto su finalidad es procurar y otorgar un financiamiento para la adquisición y uso de un bien determinado. Este contrato permite una “triangulación capaz de satisfacer la finalidad económica: el industrial obtiene que el banco, en lugar de prestarle los fondos invierta la suma solicitada en adquirir la cosa del fabricante, procediendo a concederle el uso con una opción de compra”(4). Así, a diferencia del leasing operativo, el dador no cuenta con un stock previo sino que adquiere el bien específico para ser entregado al tomador(5).

El leasing financiero es un contrato por el cual el usuario se obliga a pagar mensualidades por el uso de un bien facilitado por el propietario durante un determinado plazo, y a cuyo término puede optar por la adquisición del mismo. Por su parte, el dador adquiere dicho bien con la intención simultánea de dar su uso y luego transferir la propiedad(6), constituyendo una prestación esencialmente crediticia(7). En estos supuestos, la solvencia del tomador es un dato esencial, pues al dador no le interesa la eventual recuperación del bien ante la falta de pago del canon. Por ello, se incluye el arrendamiento financiero o leasing entre las operaciones bancarias activas.(8)

Es a esta modalidad a la que se beneficia con las disposiciones del decreto 484/22.

“Art.1231. Modalidades en la elección del bien. El bien objeto del contrato puede:

a) comprarse por el dador a persona indicada por el tomador;

b) comprarse por el dador según especificaciones del tomador o según catálogos, folletos o descripciones identificadas por éste;

c) comprarse por el dador, quien sustituye al tomador, al efecto, en un contrato de compraventa que éste haya celebrado…”.

2|Sale and lease back

Una particular modalidad es el denominado sale and lease back o, simplemente, lease back, que permite a las empresas recomponer su liquidez mediante la venta y el simultáneo arriendo de sus activos fijos, admitida por el inc.e del art.1231 del CCyC, y que también es comprendida por la dispensa del Decreto 484/22.

“Art.1231. Modalidades en la elección del bien. El bien objeto del contrato puede: …e)adquirirse por el dador al tomador por el mismo contrato o habérselo adquirido con anterioridad…”.

La modalidad se materializa mediante la adquisición de un "bien de capital" de naturaleza mueble o inmueble, que realiza la entidad prestamista a una la empresa vendedora, para luego y en forma simultánea facilitarle el uso y la explotación de ese mismo bien, durante un período fijo con más la reserva a favor de la empresa tomadora de ejercitar la opción de compra del referido bien de capital al vencimiento del contrato y por un precio estipulado de antemano en función de la financiación acordada.

La jurisprudencia de nuestros tribunales muestra todos los matices que la doctrina ha desarrollado sobre este contrato, desde su asimilación a la locación(9), la conjunción de locación y venta(10), la atipicidad(11), la venta con reserva de dominio, el contrato mixto o sui generis, derecho real de garantía, mutuo con garantía, arrendamiento con promesa unilateral de venta(12).

3|Diversidad de objeto en el contrato

El leasing puede tener como objeto diversos tipos de bienes, conforme lo prevé el art.1228 del CCyC, y todos ellos están comprendidos en el ámbito del Decreto 484/22:

Art.1228. Objeto. Pueden ser objeto del contrato cosas muebles e inmuebles, marcas, patentes o modelos industriales y software, de propiedad del dador o sobre los que el dador tenga la facultad de dar en leasing.

Los bienes pueden ser actuales o futuros(13) y pueden incluir los servicios y accesorios necesarios, conforme el art. 1233, sin que se trate de un contrato de locación de servicios que se celebra junto al leasing, sino de una obligación accesoria que integra ese acuerdo.(14)

La dispensa establecida por el Decreto 484/22 no contiene limitación alguna respecto de los contratos alcanzados por la misma, si bien deberá esperarse el dictado de la reglamentación contemplada en el art. 2 del mismo por parte de la DPR.

1) BARBIER, Eduardo A., Contratación bancaria. Empresas, Ed. Astrea, Bs. As., 1999, t.II, p.281.

2) LORENZETTI, Ricardo L., Contratos. Parte especial, Ed. Rubinzal-Culzoni, Santa Fe, 2003, t.I, p.590.

3) ABATTI, Enrique L., y ROCCA (h), Ival, Régimen de leasing. Ley 25.248, Ed. Astrea, Bs. As., 2001, p.31; ACQUARONE, María T., y EMBÓN, Leonardo, El leasing, Ed. Ábaco, Bs. As., 2004, p.39; ARMELLA, Cristina N., en Financiamiento de la vivienda y de la construcción, Ed. Ad-Hoc, Bs. As., 1995, p.314; BARREIRA DELFINO, Eduardo A., Leasing financiero, R. Guido Editor, Bs. As., 1996, T.I, p. 36; MAGLIANO, Augusto C., La regulación del leasing en Iberoamérica, FIBAFIN, 1987

4) López de Zavalía, F., Fideicomiso, Leasing, Letras Hipotecarias, Ejecución Hipotecaria, Contratos de Consumición, p. 186, Bs. As., 1998 nota 12, p. 413.

5) CCo, Sala D, 30/11/2011, “Metalúrgica Dakot SA c/HSBC Bank Argentina SA”, JA 11.4.12, p. 74.

6) Barreira Delfino, Eduardo, “Categorización jurídica del leasing”, JA 1998-II-1988; CCo, Sala E, 30/7/2011, “Papelera Don Torcuato SACI c/Provincia Leasing SA”; Boneo Villegas y Barreira Delfino, “Contratos Bancarios modernos”, Ed. Abeledo Perrot, Bs. As., 1994, p. 136; Roullion, Adolfo, “Código de Comercio”, Ed. La Ley, Bs. As., 2005, T. II, p. 491.

7) BARREIRA DELFINO, Eduardo A., Estructura financiera del leasing, JA, 2012-I, nºespecial El leasing financiero, 22/2/2012, p.38; CARNEIRO, José Julián, Contrato de leasing, ED, 164, 885.

8) Diccionario Jurídico Abeledo-Perrot, voz “Operaciones bancarias”, ed. en disco láser, Ed. Albremática, Bs.As., 1996.

9) C2aCC Córdoba, 23/7/1983, “Banco Comercial, Hipotecario y Edificador”, LL Córdoba, 1983, p.262.

10) CNCo, Sala D, 28/9/1982, “Di Pietro SA”, LL, 1983-B, p.41; ídem, 8/2/1982, “Trate SA”, JA, 1983-I-517.

11) CNCo, Sala B, 31/5/1988, “IBM Argentina SA c/Astilleros Neptuno”.

12) VILLEGAS, Carlos G., Contratos mercantiles y bancarios, ed. del autor, 2005, t.II, p.618.

13) Arias Cau, Esteban Javier, en “Código Civil y Comercial”, Rivera, Julio César y Medina, Graciela, Ed. La Ley, Bs. As., 2015, T. III, p. 1013.

14) Leiva Fernández, Luis F. P., en “Código Civil y Comercial”, Alterini, Jorge H., (dir.), Ed. La Ley, Bs. As., 2015, T. VI, p. 498.

Dejá tu comentario