Alberto Fernández: "Sé que hay que ajustar algunos números pero eso no va a ser a costa de parar la obra pública"

Política

El Presidente encabezó un acto en el que destacó que "la construcción ya registra cerca de 450 mil trabajadores a lo largo y ancho del país".

El presidente Alberto Fernández reconoció que "estamos en momentos complejos y tenemos que ajustar algunos números de las cuentas públicas". "Pero eso no va a ser a costa de parar la obra pública", aclaró.

Al presentar el plan de obras "Argentina Grande", el Jefe de Estado dijo que su gestión es la de un "Estado presente que no deja en manos privadas lo que el Estado debe hacer", a la vez que ponderó que "la obra pública es un gran motor para generar trabajo".

Durante el acto que se realizó en el Museo del Bicentenario de Casa Rosada, Fernández anunció, junto al jefe de Gabinete, Juan Manzur, y el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis, siete obras de las 120 estratégicas de "Argentina Grande, el Plan de Obras Públicas para el Desarrollo de la Nación" que ya tiene 5.000 obras en ejecución.

Estas primeras obras que se ponen en marcha se desarrollan en siete provincias del país por una inversión total de $71.282 millones.

El jefe de Estado recordó que cuando hacía campaña señalaba su "condición porteña" y remarcaba que le "preocupaba el federalismo".

"Como porteño que soy me indignaba y pedía que confiaran en mí que soy el más federal de los porteños: acá están las pruebas", dijo.

Fernández destacó que un Estado "presente" no "deja en manos privadas aquello que el Estado debe hacer", al ponderar el avance del empleo en la obra pública.

"La construcción ya registra cerca de 450 mil trabajadores a lo largo y ancho del país, y eso se distribuye por partes iguales: la mitad para el sector privado y la mitad para el público", remarcó el mandatario.

En otro tramo de su discurso el Jefe de Estado sostuvo que "los mismos que nos causaron la depresión", por la situación del país y la irrupción de la pandemia, "vienen a contarnos lo deprimidos que estamos", y agregó que "otros lo hacen especulando, poniéndonos al límite permanente".

"En ese Estado de desconcierto, algunos repiten la frase de que la política son todos iguales, y no somos todos los mismo: algunos creemos en una sociedad justa, igualitaria y soberana, y otros creen en una sociedad claudicante que tiene amparo sólo para una mitad de Argentina y deja a su tuerta a la otra mitad", expuso en Casa de Gobierno.

Por otra parte, Fernández afirmó que la Argentina no es solamente "un lugar donde los turistas compran dólares para viajar y hacen subir el dólar blue, ni tampoco el lugar donde algunos especuladores hacen subir el dólar y a todos nos intranquiliza".

Señaló que la Argentina también es el país donde la obra del gasoducto Néstor Kirchner "va a permitir llevar el gas nuestro desde Vaca Muerta hasta el centro de Buenos Aires, y desde allí poder distribuirlo a todo el país, y dejar de importar gas".

Participaron del acto los gobernadores de Buenos Aires, Axel Kicillof; de Tucumán, Osvaldo Jaldo; de Santiago del Estero, Gerardo Zamora; de Mendoza, Rodolfo Suárez; de Neuquén, Omar Gutiérrez; de Chaco, Jorge Capitanich; de Catamarca, Raúl Jalil; y de Salta, Gustavo Sáenz.

Dejá tu comentario