Aborto legal: quiénes son los senadores que cambiaron su voto

Política

Los senadores oficialistas Silvina García Larraburu y Sergio "El Oso" Leavy pasaron de celestes a verdes. En tanto, la neuquina Lucila Crexell que en 2018 se abstuvo, ahora votó a favor y el jujeño Guillermo Snopek pasó de negativo a abstención.

La Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) se convirtió en ley este miércoles a la madrugada en el Senado de la Nación, luego del revés sufrido por la iniciativa en 2018.

La maduración del debate en el Congreso y en las calles posibilitó que los verdes pudieran ampliar la diferencia con los celestes y garantizar la aprobación del proyecto, que este 2020 contó con el apoyo del presidente Alberto Fernández quien mandó un proyecto propio al parlamento.

De 2018 a 2020, algunos de los senadores que habían votado en contra replantearon su voto y acompañaron el proyecto que legaliza el aborto hasta la semana 14 inclusive.

Una de las senadoras que pasó de celeste a verde es la rionegrina, Silvina García Larraburu, quien pasó de votar en contra, a favor. La legisladora oficialista argumentó su cambio al afirmar que “nadie puede detener el avance de la historia”. "Estamos atravesando un cambio de paradigma y este cambio lo lideran las luchas feministas. Comprendí que nada puede detener el avance de la historia y la legalización de la interrupción voluntaria del embarazo es la demanda de las nuevas generaciones”, dijo.

“Como dirigente política tengo que involucrarme con los cambios de paradigma porque estamos legislando de cara al futuro”, agregó e insistió: "Hace dos años yo me encontraba en este recinto sosteniendo una posición diferente a la de hoy. Estoy orgullosa de afirmar que hoy la mujer en Argentina es política de Estado. Mi voto es por una mujer libre, mi voto es un voto deconstruido. Es un voto afirmativo”.

Por su parte, la senadora neuquina Lucila Crexell, que en la votación de 2018 se abstuvo, también sumó su voto esta vez para aprobar la iniciativa. “No cambié mis creencias personales, ni mi modo de pensar lo que creo del aborto. Cambié mi forma de abordar la situación: no se trata de feminismo o religión, es una causa silenciosa que mata", describió.

“¿Qué cambió desde 2018? Nada cambió desde entonces. Las mujeres siguieron abortando en condiciones de soledad y ocultamiento. El debate no puede seguir siendo abstracto. Se debe dar sobre hechos concretos, mientras mujeres ponen en riesgo su salud y muchas veces su vida. Voy acompañar este proyecto de ley”, sentenció.

En tanto, el senador salteño, Sergio “El Oso” Leavy, también cambió su voto a positivo -en 2018, había rechazado el proyecto como diputado-, tras reunirse con el presidente Alberto Fernández. “El aborto existe. Me dí cuenta de que esto no se trata de mí, ni de mis creencias, ni de mi formación. Me hizo cambiar de opinión la ley de los 1.000 días, una ley antiaborto por donde se la mire”, explicó.

"Hoy tenemos que poner blanco sobre negro, si le vamos a dar a esas mujeres -que ya lo han decidido que lo van a hacer-, un sistema de salud o vamos a dejar que lo hagan en un baño, con un amiga o con herramientas que no corresponden", concluyó.

La última sorpresa de la jornada fue la abstención del jujeño del Frente de Todos, Guillermo Snopek, quien también en 2018 había votado por la negativa.

Dejá tu comentario