Senado: oficialismo y aliados buscarán sancionar nuevos mínimos de Bienes Personales

Política

Tras la insólita derrota de la oposición en Diputados, el Frente de Todos se apresta a dar luz verde a la ley que pondrá el piso del tributo en $6 millones. Para la “casa-habitación” será de $30 millones. El cristinismo impondrá suba de alícuotas en patrimonios “altos”. Debut de vocería radical-macrista.

El Frente de Todos y dos aliados fieles en el Senado se dispondrán, pasado mañana, a sancionar los nuevos pisos de Bienes Personales, tras la insólita derrota de la oposición en Diputados y la posibilidad del kirchnerismo de modificar una ley que el propio oficialismo había empujado de manera inicial en la Cámara alta, en plena campaña electoral.

La iniciativa establece nuevos mínimos de $6 millones y de $30 millones para el caso de la “casahabitación”, que se actualizarán por índice de precios. Lo que logró el Frente de Todos en Diputados -gracias a la impericia de los legisladores de Juntos por el Cambio Álvaro González (PRO) y Gabriela Brouwer de Koning (Evolución Radical)- fue aumentar las alícuotas en patrimonios de más de $100 millones -pasa de 1,25% a 1,5%- y de más de $300 millones, que abonarán 1,75%.

Con el proyecto en cuestión se verán beneficiados 500.000 contribuyentes, mientras que unos 16.000 patrimonios tendrán que pagar mayores alícuotas. También se mantendrá la fijación del 2,25% para bienes en el exterior.

El miércoles pasado, y a horas de finalizada la sesión en la Cámara baja, el cristinismo dictaminó el proyecto que volvió en segunda revisión en la comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado, que ahora preside el legislador riojano Ricardo Guerra.

Quien tomó la posta del discurso oficial fue la ultra K Juliana di Tullio. De hecho, y tras una queja de la macrista Guadalupe Tagliaferri por la conformación de la comisión, la legisladora le recordó que la misma había sido acordada por los jefes de bloque. Esta situación dejó mal parados a los referentes del interbloque, Alfredo Cornejo (UCR), que debe estrenar su disputado cargo de “vocería” en el recinto, y -el siempre silencioso cuando ocurren estos problemas- Humberto Schiavoni (PRO).

Ganancias

A instancias del titular de Diputados, Sergio Massa, el oficialismo metió en Diputados un artículo que autoriza al Gobierno, a partir de 2022, a subir el mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias para mantener fuera del pago de ese tributo a más de un millón de trabajadores. La finalidad es sostener lo impulsado este año por el Frente de Todos. Desde Juntos por el Cambio advirtieron sobre la inconveniencia de incorporar temas no relacionados al punto central de la iniciativa -Bienes Personales- y sugirieron otros artículos para otros tributos, pero el Frente de Todos se negó a través del titular de la comisión de Presupuesto, el kirchnerista Carlos Heller.

De cara a pasado mañana, el oficialismo sólo debe preocuparse por sentar a sus 35 legisladores, y a los aliados Weretilneck y a la misionera renovadora Magdalena Solari Quintana para dar iniciar la sesión y sancionar, después de unas horas de discursos, la ley que pretende el Gobierno. Igual, la oposición ayudará ya que también busca la suba del piso impositivo, aunque insistirá con un dictamen de minoría que reflota la versión original de la Cámara alta.

La sesión del miércoles será la última del año en el Congreso, en la prórroga de sesiones ordinarias que realizó el Ejecutivo. De cara al período estival, el sinfín de operaciones y ventas sobre leyes continúa y ahora se espera un llamado a extraordinarias con proyectos que ni siquiera salieron a luz.

Más allá de la agenda que proponga el Ejecutivo, ambas Cámaras deberán resolver en el corto plazo, y en un clima de crispación agobiante, el pedido de la Corte Suprema para votar una nueva conformación del Consejo de la Magistratura. Por supuesto que se espera un eventual acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y los siempre promocionados proyectos industriales, nacionales y populares. Lo que aún no entienden en algunos despachos del Frente de Todos en el Congreso fue la llamativa ausencia, durante la frustrada discusión del Presupuesto 2022, de ministros kircheristas como Matías Kulfas (Desarrollo Productivo), quienes prefirieron destinar las últimas energías del año para mini batallas internas dentro del propio Gobierno.

Temas

Dejá tu comentario