EEUU suspende vuelos espaciales de Virgin Galactic tras descubrir un desperfecto

Tecnología

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) prohibió el jueves a Virgin Galactic volar su SpaceShipTwo hasta que la agencia apruebe su informe final de la investigación tras el accidente sucedido en junio.

La Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA) prohibió el jueves a Virgin Galactic volar su SpaceShipTwo.

El pasado 11 de julio, Virgin Galactic había asegurado que todo se había desarrollado según lo planificado en su vuelo espacial pero The New Yorker reveló que durante el recorrido hubo un desvio de la trayectoria programada originalmente.

Ahora la FAA confirmó el miércoles que estaba investigando el vuelo del cohete que llevó al multimillonario británico Richard Branson al borde del espacio el 11 de julio. El organismo dijo que "SpaceShipTwo se desvió de su autorización de control de tráfico aéreo cuando regresó al Spaceport America" en Nuevo México.

"Virgin Galactic no podrá volver a volar el SpaceShipTwo hasta que la FAA apruebe la investigación final del percance o determine que el problema no afecta la seguridad pública", dijo la agencia. En respuesta a la declaración de la FAA, Virgin Galactic dijo estar "abordando las causas del problema para determinar cómo evitar que esto ocurra en misiones futuras".

La compañía agregó que la desviación del vuelo conocido como Unity 22 fue "controlada e intencionada" y que "permitió a Unity 22 alcanzar con éxito el espacio y aterrizar de manera segura en nuestro puerto espacial en Nuevo México.

"En ningún momento los pasajeros y la tripulación estuvieron en peligro", especificaron. La firma agregó que ha "estado trabajando en estrecha colaboración con la FAA para apoyar una revisión exhaustiva y una resolución oportuna de este problema".

Cómo fue el vuelo

VIRGIN GALACTIC.jpeg

El pasado 11 de julio la nave espacial a través de un enorme avión realizó un despegue horizontal desde la base Spaceport America, alrededor de las 8.40. Fue luego de ser demorado por las condiciones meteorológicas.

Una vez que alcanzó 15 kilómetros de altura, la nave se desprendió e inició un ascenso hasta superar los 80 km de altitud.

Cuando se llegó a la frontera espacial, los pasajeros pudieron desprenderse de sus asientos y flotar durante unos minutos en ingravidez. Desde allí se puede ver la curvatura de la Tierra. Posteriormente el vuelo regresó.

El miércoles, Virgin Galactic dijo que estaba planeando otro vuelo de SpaceShipTwo desde Nuevo México para finales de septiembre o principios de octubre, pendiente de temas técnicos y climáticos.

Dejá tu comentario