Edición Impresa

Alberto F-Massa avanzan en borrador para acuerdo

El jefe del Frente Renovador se reunió con Máximo y avanzan con esquema de dos candidatos massistas por sección electoral en Buenos Aires. El factor Malena se mete en la negociación. El postulante presidencial almorzó con Uñac y viajará a San Juan. Se agranda la familia: Dylan será papá.

Almuerzo con Sergio Uñac, viaje el domingo a Tucumán para festejar con Juan Manzur y reunión en el Instituto Patria con Máximo Kirchner para evaluar avances ante el eventual acuerdo electoral con Sergio Massa. Alberto Fernández obtuvo ayer el alta médica en el Sanatorio Otamendi y volvió a enfocarse en el armado de una coalición peronista unificada para enfrentar a Mauricio Macri.

Fernández recibió ayer dos buenas noticias en su primer día fuera de la clínica. Massa se encontró en secreto con Máximo Kirchner y comenzó a diseñar el armado de una boleta unificada donde el Frente Renovador ubicaría dos candidatos propios a legisladores provinciales por sección electoral. La candidatura a gobernador luce como un trofeo más complicado. Cristina de Kirchner blindó a Axel Kicillof y, por ahora, el exintendente de Tigre se debate entre participar de la PASO presidencial con listas unificadas o sumar al massismo sin Massa -legisladores e intendentes- en la boleta del frente opositor.

Ayer, el jefe del Frente Renovador sumó un nuevo factor a la negociación: su esposa, Malena Galmarini, como candidata única a la intendencia de Tigre. Fernández, en persona, desactivó ese pedido in límine. El candidato a Presidente no está dispuesto a sacrificar a Julio Zamora, actual alcalde del municipio del norte del conurbano, para desplazarlo por Malena. Zamora fue uno de los primeros massistas en acoplarse al bloque de intendentes del Partido Justicialista para reclamar la unidad. Sin embargo, mantiene una áspera interna con la esposa de Massa desde que depuró el gabinete de Tigre de colaboradores de la funcionaria.

“Esto lo tenés que arreglar vos con Zamora. Él es nuestro candidato”, fue el mensaje de Fernández para el jefe del Frente Renovador para desactivar la jugada. Ahora en el massismo le buscan otro destino a Malena. Acomodarla en el segundo lugar de la fórmula para la gobernación en reemplazo de Verónica Magario para “deskirchnerizar” ese ticket y ampliar la base electoral en provincia de Buenos Aires. En rigor, la negociación desbordó a Massa ya que los dirigentes del Frente Renovador comenzaron a acoplarse al frente de unidad peronista de los Fernández mientras su jefe evaluaba los escenarios posibles. Tanto que en el Instituto Patria comienzan a dudar cuánto vale realmente el tigrense en términos electorales. “Podemos ganar sin él. pero el efecto psicológico y mediático del acuerdo va a golpear al gobierno”, es el análisis que realizan cerca del candidato.

En el almuerzo con Uñac, el gobernador de San Juan se comprometió a sumar más gobernadores a la coalición opositora e invitó a Fernández para que visite su provincia la próxima semana en su primera gira de campaña por las provincias. El tour podría incluir además Catamarca. La fórmula presidencial hará una campaña desacoplada. Habrá pocas presentaciones en conjunto. La expresidenta, ahora candidata a vicepresidenta, estará el martes en Santiago del Estero para presentar su libro “Sinceramente”. Sus apariciones estarán más ligadas a eventos editoriales y culturales que al barro proselitista. El evento es además otra señal a Massa quien había sondeado a Claudia Ledesma Abdala, la esposa del gobernador santiagueño Gerardo Zamora, como potencial compañera de fórmula presidencial.

Alberto F. insisstió ayer con sumar a Massa al frente que encabeza junto a Cristina: “Yo me lo imagino a Sergio activo y cerca nuestro. Es alguien muy valioso. Es una decisión de él. Yo quiero sumarlo, quiero que él en el futuro sea parte de quienes gobernamos la Argentina”, sostuvo el dirigente en una entrevista. Al ser consultado en una escala del 1 al 10 cuántas posibilidades existen de que el tigrense se sume a la coalición que incluye al PJ, el exfuncionario nacional dijo que de acuerdo a su deseo “personal” la calificaría con un 10, aunque “en términos de realidad hay “un 5”, ya que “depende de él”.

Además, a través de Twitter, le envió un mensaje a Cristine Lagarde, jefa del Fondo Monetario Internacional: “El 10 de diciembre vamos a tener que sentarnos a discutir muy seriamente con la señora Lagarde acerca de los errores, subestimaciones y sobreestimaciones del FMI. En vez de escuchar nuestras advertencias prefirieron financiar la campaña de Macri y endeudar a todos los argentinos”.

Pero no sólo la política ocupa a Alberto F. El furor por su perro Dylan en redes sociales, con cuenta propia en Instagram, tendrá pronto un nuevo capítulo. El candidato recibió ayer la segunda buena noticia de la jornada, además del avance en el acuerdo con Massa. Dylan será papá antes de las PASO del 11 de agosto. Se agranda el frente electoral.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario