Coparticipación en baja debilitó caja bonaerense

Ambito Nacional

El menor reparto a provincias recortó u$s241 millones al distrito, monto similar al vencimiento del BP21.

La caída de la coparticipación en términos reales que se registró en enero contra el mismo mes de 2019 se reflejó en la provincia de Buenos Aires en una pérdida de unos u$s241 millones, suma equivalente al pago del vencimiento de capital del bono BP21, cuyo pago el gobernador Axel Kicillof intentó diferir para el 1 de mayo.

Según un estudio del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF), en el primer mes del año, la coparticipación a las provincias alcanzó los $163.270 millones. “Comparado con enero de 2019, este monto implica un aumento del 38,3%, que, descontando el efecto de la inflación, significa una pérdida en términos reales del 10,4%”, asegura el informe. En ese escenario, la provincia de Buenos Aires fue la jurisdicción que más perdió en términos interanuales con una caída del 10,8%.

El trabajo del IARAF profundiza en el caso del distrito gestionado por Kicillof. “En el primer mes del año pasado recibió u$s707 millones, mientras que en enero de 2020 recibió u$s466 millones, es decir, por la señalada evolución de la coparticipación, la provincia recibió el equivalente a 241 millones de dólares menos este mes (un 34% menos), es decir prácticamente la misma cifra del vencimiento referido”, dice el estudio, en referencia al pago del bono Buenos Aires 2021.

Discrecionales

En relación con los envíos no automáticos de Nación a las provincias, el trabajo del IARAF apunta que durante la última gestión las Transferencias Financieras de la cuenta Obligaciones a Cargo del Tesoro crecieron de forma significativa. “Buenos Aires pasó de prácticamente no recibir fondos por este concepto hasta 2015 a recibir $24,8 mil millones en 2016, saltando a $40 mil millones en 2017, en 2018 fueron la cuenta a través de la que se enviaron los $21 mil millones establecidos por el Consenso, y en 2019 (cuando los $44 mil millones del consenso ya se enviaron automáticamente como compensación a través de otra cuenta), registraron $20,5 mil millones de envíos a la jurisdicción”, analiza el estudio.

En 2020, de repetirse estos envíos, la participación primaria de Buenos Aires “subiría al 12,1% (récord) y la secundaria sería del 23,3%”, recalca el IARAF. Y acalara que “debe recordarse que estas Transferencias Financieras no son envíos automáticos, sino envíos discrecionales de Nación a las provincias”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario