Nueva toma mapuche agita aguas políticas y judiciales en Río Negro

Ambito Nacional

Arabela Carreras cuestionó la usurpación y acusó a la titular de INAI, Magdalena Odarda, de fomentarlas. Críticas a juez que rechazó el desalojo.

Las tomas mapuches que desde el jueves sumaron un nuevo episodio en Río Negro mantienen en tensión a la provincia gobernada por Arabela Carreras. Cuando aún no se resolvió la de Villa Mascardi, ahora la de El Foyel, localidad perteneciente al departamento de Bariloche, repitió escenas de violencia contra los propietarios de los terrenos y también las marchas de vecinos contra la ocupación que se mantenían ayer en el distrito. El nuevo caso también agitó las aguas de la política local; y también las judiciales, con críticas al juez de Garantías Ricardo Calcagno, quien rechazó un pedido de desalojo contra la comunidad Lof Gallardo Calfú.

En despachos de Gobierno la problemática sigue dando dolores de cabeza. Y en este caso por partida doble, ya que al tratarse de tierras privadas, pertenecientes a Martín Soriani, debe actuar la Justicia provincial. En las de Mascardi, en Parques Nacionales, y la de El Bolsón, en el INTA, la pelota cae del lado de Nación. La mandataria Carreras cuestionó la usurpación por parte de personas que argumentaron ser descendientes de mapuches y advirtió que “tiene que quedar claro” que se trata de “un delito”. La gobernadora pidió no confundir a estos ocupantes con “las comunidades originarias pacíficas que trabajan por el bien de la gente” y alertó que “se confunde la reivindicación de las tierras con estos hechos, a partir de debates ideologizados”.

También cuestionó a la titular del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), la rionegrina Magdalena Odarda, de tener “un rol muy activo” en las tomas. Odarda fue candidata a vicegobernadora el año pasado en la fórmula del FpV que encabezaba Martín Soria (aún no se había conformado el Frente de Todos). “Perdieron y ahora tiene una actuación muy fuerte con sus contactos en la provincia. Ésto está pasando en Río Negro por la actividad política que ella tiene en la región”, sostuvo la mandataria. En la familia Soriani hicieron declaraciones en el mismo sentido al afirmar que INAI proveyó de alimentos y abrigos a los mapuches. En tanto, pobladores realizaron el fin de semana marchas en la ruta 40 en apoyo a los propietarios, donde integrantes de la familia quedaron en sus campos sin poder salir. La situación recordó también a la toma de Mascardi, ya que ahora también la policía impidió a los manifestantes avanzar para evitar una situación de más violencia con los encapuchados.

Pedido de captura

Vale recordar que la Justicia de Río Negro declaró en rebeldía y solicitó la captura de dos personas acusadas por la usurpación del campo de 370 hectáreas. La decisión la tomo el mismo juez Calcagno que rechazó el desalojo pedido por la fiscalía, por entender que la ausencia de los acusados en una audiencia virtual en el juzgado de Paz de El Bolsón no estaba justificada en los argumentos que expuso su defensa.

El Ministerio Público Fiscal indicó a través de un comunicado que incluso el juez consideró que “una medida cautelar como el desalojo requiere en el fuero penal, de la presencia de los imputados y su permanencia en la totalidad de la audiencia”.

A su vez, el fiscal jefe Martín Lozada apuntó que “es claro que no puede mantenerse esta ocupación ilegal en un sitio que, como ya ha sido acreditado, ocasiona un perjuicio real, actual y manifiesto a los titulares del inmueble”.

Dejá tu comentario