Tierno: "Mi victoria en la interna del PJ fue un juicio popular"

Ambito Nacional

La Pampa - «Cristina de Kirchner habla de actitud desestabilizadora, que es la misma que yo sufrí en Santa Rosa». El paralelismo es trazado por Juan Carlos Tierno, quien sorprendió a propios y ajenos el 1 de junio al imponerse en la interna del PJ y consagrarse como candidato a intendente para los comicios del 31 de agosto, para ocupar precisamente el cargo que debió abandonar tras ser destituido por el Concejo Deliberante en marzo -a instancias del propio gobernador justicialista Oscar Jorge- tras una escalada de tensión desatada por una serie de medidas polémicas.
Puertas adentro de la capital pampeana, cuyo municipio está hoy intervenido, Tierno enfrenta en la Justicia dos causas en su contra aunque -aclara- no se encuentra procesado en ninguna de ellas. La primera fue iniciada por los concejales por supuesto incumplimiento de funcionario público. La segunda está ligada a declaraciones de la intervención respecto del supuesto estado «de concurso preventivo» de la municipalidad.
Su breve gestión de tres meses estuvo signada por medidas que levantaron polémica -como fuertes alzas en multas y tarifas- que desataron movilizaciones populares. Sin embargo, Tierno considera que su propuesta «fue aceptada y votada en tres elecciones». «Si la cambio, vacío de contenido el mandato popular», advierte.
 Aspiración
Veamos los tramos centrales de la entrevista que mantuvo con este diario quien, reverdecido, admite incluso pretensiones para pelear eventualmente la gobernación en 2011.
Periodista: ¿A qué atribuye su triunfo en la interna justicialista, a poco de ser destituido?
Juan Carlos Tierno: A una concientización de gran parte de la sociedad respecto de los términos de nuestra propuesta, tanto en lo tradicional -como la obra pública- como también en otros aspectos impostergables, como la seguridad ciudadana y la prevención. Un municipio hoy en la Argentina tiene que involucrarse en políticas de prevención: no esperar los dramas y en cambio ir a las causas. Trabajábamos en ello cuando un grupo de la oposición se negó a dar quórum por cuestiones tarifarias, mientras que luego iniciaron una denuncia penal porque dicen que las medidas no pasaron por el Concejo, que estaba bloqueado.
P.: Entonces decidió presentarse nuevamente como candidato...
J.C.T.: Pedí aplicar una consulta popular para consultar al pueblo, pero no fue considerado: iniciaron la intervención y luego convocaron a elecciones. Entonces fui a un verdadero juicio popular, que fue la interna del PJ. Soy casi el único en enfrentar tres comicios para el mismo cargo: dos internas y una elección general.
P.: Según su visión, el votante de Santa Rosa privilegió su política de mano dura frente al delito...
J.C.T.: Hablar de mano dura es un reduccionismo. Las causas de la inseguridad en nuestro país son la desigualdad social, la falta de trabajo en grupos de riesgo, la destrucción de la familia y de la escuela y la drogadicción. Se debe abordar una política de estado que vaya de lleno a esas causas.
P.: Si es electo nuevamente intendente, ¿volverá a impulsar las mismas propuestas de gobierno?
J.C.T.: Mi propuesta fue aceptada y votada en tres elecciones. Si la cambio, vacío de contenido el mandato popular. Los que me destituyeron decían ser el pueblo, pero no es así.
P.: ¿Su victoria en la interna justicialista fue un revés para el gobernador Jorge, que impulsó su destitución?
J.C.T: En términos democráticos, fue una ganancia para todos, a partir de la intervención del soberano, que es el pueblo.
P.: ¿Qué rol jugará Jorge en la campaña, lo mismo que los ex gobernadores Carlos Verna y Rubén Marín?
J.C.T.: Desde que presenté mi propuesta no aposté a apoyos dirigenciales sino del soberano. Verna y Marín tienen un ascendente importante en el PJ y serán bienvenidos si se suman. La magnitud de los dirigentes se ve en los momentos de crisis.
P.: ¿Las dos causas en su contra lo pueden complicar en la campaña?
J.C.T.: No me complicarán porque a partir de mi condición de abogado sé que mis acciones fueron correctas y no pueden dar margen a ningún tipo de procesamiento. No incumplí ninguna norma legal ni incurrí en delito.
P.: ¿Cómo evalúa la gestión de Cristina de Kirchner?
J.C.T.: La gestión se ha visto muy conflictuada a partir de alguna falta de consideración por la cuestión de género. Ha habido muchos conflictos que no en todos los casos se dan en términos genuinos. Se le presentaron varios frentes de conflicto de distintos sectores y ella habla de actitud desestabilizadora, que es la misma que yo sufrí en Santa Rosa.
P.: ¿Usted considera que no es conveniente que una mujer ocupe el sillón presidencial?
J.C.T.: No es así: puede hacerlo e incluso es saludable.
P.: ¿Es una Presidente débil?
J.C.T.: De ninguna manera. Pero algunos grupos de poder pretenden constituir una mella en la gobernabilidad. Hay distintos protagonistas que consideran que no está ejerciendo el poder en los términos adecuados, pero yo creo que sí.
P.: ¿Cree que la sucesora de Néstor Kirchner está piloteando correctamente el conflicto con el campo?
J.C.T.: Yo hubiese incluido contactos intensivos, pero no se puede negociar con altos niveles de presión.
Entrevista de
Silvina Kristal

Dejá tu comentario