"A nosotros tampoco nos gusta cómo estamos jugando"

Deportes

El zaguero central Rolando Schiavi, uno de los referentes de Boca Juniors, reconoció que tanto a él como a sus compañeros "no les gusta cómo juega el equipo", tras el empate sin goles del domingo último ante Unión en Santa Fe, por la segunda fecha del torneo Clausura de fútbol.

"A nosotros tampoco nos gusta cómo estamos jugando. Contra Unión fue un partido muy malo y lo más positivo es que sacamos un punto. Después no hay nada más para rescatar, pero vamos a tener que hablar para ver si cambiamos la manera de jugar", disparó Schiavi en declaraciones radiales.

"No venimos jugando bien y tampoco creamos situaciones. El juego que estamos teniendo no es el mejor", admitió el defensor, con signos de preocupación.

Schiavi, de esta manera, agregó aún más leña al fuego después del escándalo que se generó tras el empate sin goles frente a Zamora, en Venezuela, en el marco del debut en el grupo 4 de la Copa Libertadores y que casi deriva en la renuncia del entrenador Julio César Falcioni. "Se hizo muy grande todo porque es Boca", opinó.

"Creo que se resolvió bien la situación y la verdad considero que se le dio demasiada trascendencia por parte de la prensa. Nosotros tenemos que salir a ganar y dejar los problemas de lado", aclaró.

Pero no por eso el futbolista de 39 años dejó de ser crítico con el nivel de juego del equipo. "Venimos ganando sin jugar bien, tal como sucedió en los triunfos sobre River en el verano (2-0 y 1-0) y Santamarina de Tandil por la Copa Argentina (victoria por penales tras el 1-1 en el tiempo regular). En la Libertadores empatamos jugando mal. Pero el torneo recién empieza", completó.

En el plano estrictamente futbolístico, Schiavi se quejó que "la pelota vuelve muy rápido y es algo que no nos conviene", y continuó: "No generamos muchas jugadas y no estamos aguantando la pelota arriba. Por eso tenemos que ver lo que se puede mejorar", finalizó.

Por último, Schiavi se refirió a su lesión en Santa Fe, la que lo obligó a ser reemplazado en el entretiempo por Matías Caruzzo.

"No puedo flexionar mucho la rodilla y el miércoles seguramente me haré un estudio para ver qué tengo. En el momento que fui a buscar la pelota se me hizo palanca la pierna en el aire y fue un dolor muy fuerte. Un poco me asusté porque nunca tuve ese dolor, ya que no tuve muchas lesiones en mi carrera, por suerte", cerró.

Boca regresará al trabajo recién el miércoles a las 9.30 en Casa Amarilla para comenzar su preparación de cara al próximo partido ante Newell's, el domingo próximo a las 19.10.

En ese cotejo, Boca -invicto hace 31 partidos en el torneo local- no contará con los defensores Schiavi y Facundo Roncaglia, ambos suspendidos.

Dejá tu comentario