Las ganas fueron la causa de la suba

Economía

Con el trajín de las fiestas, pudo parecer que nos habíamos olvidado de que el Comité Abierto de la Reserva Federal difundiría durante la primera rueda del año sus minutas correspondientes a la última reunión de 2005. Quien ayer demostró que no lo olvidaba fue el mercado bursátil. A pesar de que el precio del petróleo ganaba más de 1% minutos después del arranque, los tres grandes índices bursátiles comenzaron enero en suba, un alza que no duro más que el tiempo suficiente como para que se difundiera que las ventas del gigante Wal-Mart de diciembre estuvieron dentro del rango más bajo de las estimaciones, algo similar a lo ocurrido con las manufacturas de todo el país (índice ISM), y que el gasto en la construcción (dato de noviembre) creció mucho menos que lo esperado.

Si bien para ese entonces el petróleo superaba los u$s 63 por barril (y el oro trepaba más de 2%), lo más llamativo de todo era que a pesar de las "malas nuevas" el mercado accionario se mantenía neutro. Irónicamente, y aun corroborando la idea de que en la próxima reunión del FOMC del día 21 lo más sensato es esperar un incremento de 25 puntos básicos en el costo del dinero intrabancario, la difusión de las ansiadas minutas fue acompañada de un salto en las cotizaciones que llevó a que, cuando sonaba la campana de cierre, el Dow quedaba en 10.847,41 puntos mostrando una mejora de 1,21% (el NASDAQ trepó 1,74%).

• Apostando a la historia

La tradición marca que cuando las acciones terminan diciembre en baja, enero ha sido un excelente mes en 76% de las veces. Esto parece ser importante si se tiene en cuenta que, desde 1900, en más de 60% de las veces un enero alcista es seguido por un año que deja una ganancia cercana a 8%. El problema, para esta línea de pensamiento, es que la merma de diciembre fue la menor en casi 90 años, lo que hace mucho más significativa cualquier suba en los primeros días del mes. Esto, a su vez, puede explicar el porqué de "volatilidades" como la vista ayer.

Dejá tu comentario