24 de mayo 2024 - 12:54

Paquete fiscal: cuáles son los cambios que impulsan los monotributistas en el proyecto que se debate en el Senado

La sanción en Diputados incorporó que no se elimine el monotributo social y establecer un plazo. Qué consecuencias se puede tener en el bolsillo.

Los proyectos que se debate en el Senado.

Los proyectos que se debate en el Senado.

Depositphotos

Al filo del cierre de la maratónica sesión de Diputados se alcanzó a incorporar que no se elimine el monotributo social y establecer un plazo de 90 días para analizar su permanencia o no en el régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes (RSPC). Sin embargo, este es un tema central a considerar pero no el único a juicio de los monotributistas que acaban de ser nuevamente escuchados en el plenario de comisiones de la Cámara Alta, en relación al proyecto de ley de Medidas Fiscales Paliativas y Relevantes.

En efecto, el mantenimiento del monotributo social fue profusamente argumentado por la presidenta de Monotributistas Asociados República Argentina (MARA), Noelia Villafañe, tanto en Diputados como recientemente ante los senadores.

Monotributo social

La postura en pos de la permanencia de este régimen especial dentro del monotributo no sólo lo sustentó en que abarca al sector más pobre dentro del tributo y por ende pasarían a la clandestinidad económica pues no podrían afrontar el régimen general de impuestos, sino porque se quedarían sin cobertura de salud lo que comprende al titular y su familia. Este gasto, atento los ingresos de este sector, no puede ser soportado de otro modo.

Esta situación fue expuesta por Villafañe en base a datos concretos respecto de este régimen especial conformado por 1.200.000 personas entre monotributistas y familiares resaltando que la gran mayoría son niños con capacidades diferentes, diabéticos, oncológicos, y demás enfermedades crónicas.

Por “la eliminación de la figura del monotributo social el ahorro sería del 0,000035% del PBI pero el gasto de empujar a todos esos contribuyentes a la clandestinidad y a sus hijos, no tan solo colapsará el sistema de salud público sino que el gasto en salud será mayor al ahorro”, resaltó la titular de MARA y solicitó a los senadores que mantengan el régimen descartando el plazo de 90 días que propuso Diputados.

Impacto al bolsillo

El proyecto de ley contiene nuevos parámetros y cuotas actualizadas que entrarían a regir de inmediato y que acarrearía un impacto directo sobre el bolsillo del pequeño contribuyente. Tomado el ajuste de enero 2024 y el proyectado, la entidad calcula una variación interanual del 370%.

Como consecuencia, ya en el plano general de aplicación del RSPC, se propician dos adecuaciones.

En primer término eximir a la Categoría A del componente integrado y el previsional, ya que sus ingresos están por debajo de la línea de pobreza e incluso de indigencia, remarcó la expositora.

A tales fines ejemplificó: un contratado municipal cobra $ 130 000 mensual; un cuidador domiciliario que trabaja 12 horas diarias gana $ 275.000 mensual y un ayudante terapéutico gana $ 330.000. ¿Cómo hace esa gente para duplicar sus ingresos para poder pagar ese aumento, si ya trabaja 12 hs al día?

También propuso la necesaria reformulación del vencimiento para el pago de las nuevas cuotas porque tal como se encuentran dispuestas las vigencias en el proyecto el pago operaría de inmediato luego de la recategorización. A manera de ejemplo citó, suponiendo la inmediata sanción de la ley, que un monotributo categoría K en lugar de pagar $ 106.964,65 en julio, pagará $ 377.084,76, lo que implica más del doble.

En este orden abogó por no otorgarle facultades al Poder Ejecutivo para aumentar la cuota las veces que lo desee durante el 2024.

Reingreso al régimen

En aras de un tratamiento equitativo la entidad también impulsa y así lo expuso en el plenario, que los excluidos de oficio y los retirados voluntarios desde enero del 2023 puedan volver a reingresar al régimen, esencialmente, aducen, porque los topes han estado desfasado desde hace tiempo y es importante que ellos puedan reincorporarse.

En otras palabras es la inflación la que expulsa a los monotributistas no el aumento de su actividad en volumen.

Parámetros

En este aspecto el reclamo apunta a la adecuación de los montos de alquiler, atento que en el proyecto de abril con los montos actualizados "copiaron y pegaron" la columna de los topes de alquiler del borrador de marzo que estaban relacionados a topes de facturación mucho más bajos (de aproximadamente la mitad), señaló la asociación de monotributistas. Al respecto se propicia su adecuación a topes que representen el 35% del monto de facturación.

Adicionalmente se propugna que se elimine el parámetro de superficie o bien que de la Categoría A a la D sea de 85 m2. Entienden que hoy “este parámetro es peligroso con los nuevos montos que se adecúan a topes de facturación más grandes; es peligroso que un monotributistas suba de categoría producto de la superficie”, aseveran.

Dejá tu comentario

Te puede interesar