Otra víctima de la crisis

Economía

Nueva York (Reuters) - La filial hipotecaria de la financiera norteamericana GMAC dijo ayer que necesita juntar u$s 600 millones antes de que termine junio para pagar deudas y evitar la «liquidez negativa», aun si logra una oferta de intercambio de bonos por u$s 14.000 millones.

Residential Capital (Res-Cap), el mayor prestamista hipotecario independiente de Estados Unidos después de Countrywide Financial, ya recibió u$s 2.000 millones en capital de GMAC, que es controlada por un grupo liderado por Cerberus Capital Management (51%) y la automotriz General Motors (49%). ResCap, que perdió u$s 5.300 millones en los últimos seis trimestres, informó a la Comisión de Valores norteamericana que negocia con GMAC para proveerse de una línea de crédito asegurada de u$s 3.500 millones, de notas por u$s 350 millones a fin de mes y otros u$s 150 millones en capacidad de préstamo.

«Hay un riesgo significativo de que no seamos capaces de cumplir con nuestras obligaciones de servicio de la deuda, de ser incapaces de cumplir ciertos convenios financieros en nuestras unidades de crédito y a estar en una posición negativa de liquidez en junio», aseguró ResCap en una presentación, de lo que seguramente tomará nota el titular de la Fed, Ben Bernanke.

La oferta de ResCap implica un intercambio o recompra de deuda por u$s 0,80 por cada dólar de pasivos. También planea extender los plazos de algunas deudas.

Dejá tu comentario