Pérdidas récord en el UBS

Economía

Zurich (AFP) - El UBS se convirtió en el banco más perjudicado del mundo por la crisis de los créditos hipotecarios de alto riesgo al revelar ayer que sus pérdidas se elevan a más de u$s 37.000 millones. Ahora, la entidad financiera suiza busca recapitalizarse para enfrentar el golpe.

Tras haber perdido u$s 16.400 millones en 2007, el mayor banco suizo sufrió una nueva depreciación de u$s 19.000 millones en el primer trimestre de 2008. Las últimas pérdidas fueron las mayores de un solo golpe provocadas por la crisis subprime en el mundo y superan los peores pronósticos de los analistas.

Los resultados causarán a UBS una pérdida neta u$s 12.000 en el primer trimestre de este año, tras el rojo de u$s 4.400 en 2007, siendo ésta la primer vez que cierra este tipo de número en déficit.

Además, el presidente de UBS, Marcel Ospel, anunció su retiro, con lo que reconoceque ya hizo lo posible para enderezar el rumbo de la entidad y que lo más sensato es pasarle el testigo a un nuevo presidente.

«Hemos trabajado muy duro y hemos podido resolver los problemas más urgentes, colocando así las bases para el éxito a largo plazo del banco», indicó Ospel en un comunicado de prensa. Además, el banquero reiteró: «Siempre he sostenido que asumo mi responsabilidad por la situación del banco», y aseguró: «He colaborado en todo lo necesario en favor de su recuperación».

  • Paliativo

    Para paliar este nuevo revés, el grupo bancario anunció que procederá a un nuevo aumento de capital que le permita conservar su posición. De esta manera, reitera su estrategia implementada en febrero, cuando la entidad financiera llevó a cabo su primera capitalización por un importede u$s 13.000 millones. De éstos, u$s 11.000 millones fueron financiados por el fondo soberano de Singapur GIC, que se convirtió así en el primer accionista del grupo al poseer 9% del total de su capital. El resto fue financiado por un inversor de Medio Oriente que exigió el anonimato, aunque se sabe que es saudí.

    Las pérdidas globales de UBS hasta ahora totalizan u$s 37.400 millones, muy por encima de los déficits presentados por los bancos norteamericanos Citigroup (u$s 21.100 millones en 2007) y Merrill Lynch (u$s 19.400 millones en 2007).

    El Deutsche Bank, el mayor banco de Alemania, anunció que sus pérdidas en el primer trimestre alcanzarían los u$s 3.900 millones, más que durante todo 2007, a raíz de la crisis de los préstamos hipotecarios de riesgo.

    «Las condiciones (de los mercados financieros) se deterioraron considerablemente», señaló la institución.
  • Dejá tu comentario