Preparan medidas para que bancos suban tasas

Economía

El Banco Central promoverá en las próximas semanas una suba de encajes que procura dos objetivos: impulsar a las entidades para que aumenten la tasa de los plazos fijos y, al mismo tiempo, absorber unos 1.700 millones de pesos de circulante para reducir presiones inflacionarias.

La decisión que adoptaría el directorio -no se descarta que ocurra el próximo lunes- consiste en incrementar dos puntos la inmovilización para depósitos a la vista y mantener el nivel actual para los plazos fijos. Así, a los bancos les resultará más oneroso captar fondos para cuentas corrientes y cajas de ahorro, pero tendrán ventajas si obtienen más dinero de ahorristas en plazos fijos, ya que la inmovilización será menor.

Si se toma esta medida, los encajes para cuentas a la vista pasarán de 15% a 17%, mientras para colocaciones a plazo permanecerá en 14%. «Estamos preocupados porque las bajas tasas impiden a los bancos captar fondos a plazo. Esto tiene que cambiar si queremos que haya préstamos más largos», explican en la autoridad monetaria.


• Desinterés

Se calcula que los depósitos a plazo fijo deberían representar 70% del total y los depósitos a la vista 30%. Pero en los últimos tiempos se invirtió esta relación, ya que los primeros suman sólo 50% entre las colocaciones privadas. Y el plazo promedio de colocaciones no supera los 45 días.

La evolución interanual también demuestra el poco interés del público por ahorrar en bancos. El stock de plazos fijos subió apenas 10,5%. Con tasas de interés que oscilan entre 6% y 6,5% en pesos anual, casi la mitad del alza que tuvo la inflación, es lógico que prácticamente no existan ventajas para depositar.

En el BCRA estiman que mucho dinero que termina dirigiéndose a cajas de ahorro no es transaccional. Pero como hay tan poco incentivo para colocar a plazo fijo por la tasa reducida, los inversores prefieren optar por cuentas a la vista.

Esta posible suba de encajes revierte parcialmente la baja decidida en diciembre, cuando se redujeron tres puntos (2 puntos para depósitos a la vista y uno para plazos fijos) con el objetivo de volcar más dinero al mercado y evitar presión en la tasas.

Con este incremento habrá una importante retracción de dinero circulante. La entidad que preside
Martín Redrado echa mano así a otro instrumento para avanzar en la absorción monetaria (necesaria por la fuerte emisión para comprar dólares) y evitar más presión sobre la inflación.

Una estrategia que se viene utilizando en las últimas semanas es la emisión de Lebac y Nobac, ya que se está emitiendo semanalmente un monto que supera ampliamente los vencimientos. La colocación de títulos que ajustan por BADLAR (tasa que aplican los bancos a inversores de más de un millón de pesos) resultó un productoque generó fuerte interés.

Otro de los esquemas que ayudó a esterilizar parte de los pesos emitidos por el BCRA para la compra de dólares fue el cobro adelantado de redescuentos a los bancos. Colaboró particularmente el Nación, que canceló la totalidad de su deuda con el Central (le quedaban más de $ 2.000 millones) entre febrero y marzo.

Dejá tu comentario