Buitres: niegan instancia judicial para la Argentina

Edición Impresa

Nueva York - La Corte de Apelaciones de Nueva York denegó ayer el pedido formulado por la Argentina para que el pleno del tribunal se expidiera sobre la demanda que entablaron los fondos buitre contra el país por la deuda en default.

El pronunciamiento no afecta la continuidad de la audiencia que lleva adelante la Corte, que se concretó el 27 de febrero pasado, y por la que la Argentina presentará el próximo viernes su propuesta de pago a los fondos que no entraron a los canjes de deuda anteriores, de 2005 y 2010 con "los términos precisos".

Luego de que se conociera el breve escrito judicial de la Corte de Apelaciones del Segundo Circuito, el abogado Sean O'Shea, del fondo Gramercy, que forma parte del 93% de los acreedores que sí aceptaron las reestructuraciones de deuda argentina, aseguró que "es una petición que rara vez se concede, así que no ha sorprendido a nadie". Y añadió que el fallo adoptado por el tribunal, que no explicó los motivos de su decisión, "no tendrá un impacto en el recurso paralelo presentado ante el panel de tres jueces".

Revés


El pedido formulado por el Gobierno -denominado en "banc"- fue realizado luego de que el 26 de octubre último tres jueces de ese tribunal se expidieron sobre el tema, en el marco de una causa en la que el juez Thomas Griesa se pronunció a favor del reclamo de los holdouts por un monto total de u$s 1.300 millones (el monto original de la deuda).

El tribunal de apelaciones decidió paralizar ese fallo hasta examinar a fondo la apelación de la Argentina, que fue diseñada por el equipo que conduce el ministro de Economía, Hernán Lorenzino. El abogado Eugenio Bruno, especializado en temas de deuda soberana, sostuvo ayer que "se equivocó la Cámara en no haber dado el 'banc', ya que era el foro judicial apropiado para resolver esta cuestión en profundidad y no sólo por una sala de tres jueces".

El letrado del Estudio Garrido agregó que "el tema de 'pari passu', por ejemplo, es muy novedoso y discutido. Más aún, la interpretación que implica pagar a todos los acreedores en las mismas fechas y por montos distintos.

Por eso se requería un tratamiento más amplio, que en esta instancia, sólo lo garantizaba una discusión del plenario de 13 jueces".

El pedido de tratamiento en "banc" formulado por la Argentina tenía por objetivo que la causa sea analizada por la totalidad de los miembros del tribunal y no sólo por tres, como sucede en la actualidad.

Agencias Reuters y EFE

Dejá tu comentario