Cae rojo comercial con Brasil (por "superreal")

Edición Impresa

El «dólar barato» jugó a favor de las exportaciones argentinas. En noviembre, el déficit fue de u$s 136 millones

En noviembre, el dólar barato y el repunte del consumo en Brasil jugaron a favor de las exportaciones argentinas, principalmente de autos; sin embargo, ello no impidió que el comercio bilateral arroje un déficit de u$s 136 millones (un 35% inferior al de un año atrás). En los primeros once meses del año, la balanza con Brasil acumula un rojo de u$s 722 millones (un 83% menos que en 2008).

El mes pasado, la Argentina exportó al mercado brasileño por u$s 1.062 millones (un aumento del 3,1% interanual) e importó desde ese origen por u$s 1.198 millones (caída del 3,4% interanual).

Según el secretario de Comercio Exterior del Ministerio de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior de Brasil, Welber Barral, el mes pasado hubo un fuerte aumento de las importaciones de automóviles, fundamentalmente de la Argentina, México, Alemania y Corea, del 77,5% interanual. Para el funcionario, este incremento se explica por la caída del tipo de cambio y la aceleración que registra demanda interna.

Impuesto

También impactó la reducción del impuesto IPI -que el Gobierno aplicó para incentivar la demanda- que benefició a varios modelos importados. Esto se reflejó en una caída del 24% en los precios de importación de dichos vehículos.

No extraña entonces que el complejo automotor siga liderando el comercio bilateral: el principal producto comerciado entre ambos países son los autos a explosión de 1.500 a 3.000 cm3 de hasta seis pasajeros. Estos vehículos involucran operaciones por más de u$s 2.050 millones en los primeros diez meses de 2009 sobre un flujo comercial total de u$s 18.600 millones.

Incluso en el caso argentino, que supo estar liderado históricamente por el trigo que ahora ha pasado a ocupar el cuarto lugar entre los principales productos vendidos a Brasil.

Para el Gobierno de Lula da Silva, la caída de las ventas externas al mercado argentino en noviembre fue producto de las menores exportaciones de automóviles y autopartes, siderúrgicos, químicos y de mineral de hierro. A pesar de ello, en noviembre la Argentina superó a China como destino de las exportaciones brasileñas. Mientras que por el lado de las importaciones de productos argentinos, las mayores caídas están vinculadas con combustibles y lubricantes, cereales y plásticos.

Ranking

En el balance de los primeros once meses de 2009, la Argentina ocupa el tercer lugar del ranking de socios comerciales de Brasil detrás de Estados Unidos y de China.

El Gobierno brasileño es optimista con respecto a la recuperación de las exportaciones en 2010 y reconocen que el principal objetivo es reconquistar el mercado estadounidense, donde sus embarques cayeron un 44% este año. Sin embargo, advierten que no descuidarán la competencia desleal aplicando represalias comerciales cuando algún socio, como la Argentina, lo haga. «Habrá reciprocidad», avisan desde Brasilia.

Al margen de la lenta recuperación de las economías desarrolladas, Barral acusó al tipo de cambio como factor que complicaba el crecimiento de las exportaciones y la competitividad de los productos brasileños, y esto se agrava cuando tenemos varios países que controlan el tipo de cambio de manera artificial», dijo ayer el secretario.

Dejá tu comentario