Chipre presenta hoy plan alternativo al rescate

Edición Impresa

Nicosia - El presidente de Chipre, Nicos Anastasiadis, pidió ayer que hoy se tome una decisión sobre los detalles del plan de rescate de la UE y el FMI, indicó la agencia oficial CNA. "El jueves (por hoy) como muy tarde debe tomarse una decisión sobre el rescate de Chipre", dijo Anastasiadis al abandonar el palacio presidencial en Nicosia anoche. Poco antes, la televisión indicó que el mandatario presentará hoy a los líderes de los partidos políticos un plan alternativo al rechazado por el Parlamento. "No tenemos días o semanas, sólo tenemos horas para salvar a nuestro país", dijo Averos Neophytou, número dos del gobernante Democratic Rally. Los bancos van a permanecer cerrados el resto de la semana y no reabrirán hasta el martes, tras un lunes festivo.

El negociador del BCE sobre Chipre, Joerg Asmussen, dijo que el banco central tendrá que retirar su ayuda a los bancos chipriotas a menos que el país tome el rescate rápidamente. "Podemos entregar liquidez de emergencia sólo a bancos solventes y la solvencia de los bancos chipriotas no puede ser asumida si no se acuerda un programa de ayuda pronto, que permitiría una rápida recapitalización del sector bancario", declaró Asmussen al semanario alemán Die Zeit.

Por su parte, los partidos políticos chipriotas seguían anoche las consultas contra reloj para definir un plan B que evite la bancarrota de la isla, luego de que el Parlamento rechazara el martes el rescate de la Unión Europea, que preveía recaudar 5.800 millones de euros mediante una quita a los depósitos y desembolsar 10.000 millones adicionales de ayuda.

Las autoridades chipriotas están estudiando, además, la posibilidad de imponer restricciones a los movimientos de capitales para contener la salida de depósitos cuando se reanude la actividad bancaria, el martes. También estudian crear un banco que se haga cargo de los activos "tóxicos" o incobrables. Otras alternativas que evalúan es nacionalizar los fondos de pensión de empresas estatales y semiestatales, que podría generar 3.000 millones de euros. O, si no, fusionar a los dos principales bancos de la isla, lo cual reduciría las necesidades de recapitalización. Incluso, el arzobispo Chrisostomos II, jefe de la poderosa Iglesia griego-ortodoxa-chipriota, dijo que los recursos de ésta están a disposición del Estado para contribuir a evitar la insolvencia del país.

Agencias ANSA y EFE

Dejá tu comentario