El dólar resurge con firmeza contra las monedas (fuertes)

Edición Impresa

El dólar resurge de sus cenizas, luego de los mínimos de noviembre de 2009, el dólar index que agrupa una canasta de siete monedas ha subido un 8%, pasó de unos mínimos de noviembre de 74,21 a niveles de cierre del último viernes en 80.37.

Salvo contra el yen, el dólar ha ganado fuertes posiciones contra el euro, la libra, la corona sueca, el dólar canadiense, entre otros componentes del dólar index.

Muchos analistas, el último trimestre de 2009 ya cuando la tendencia estaba girando a favor del dólar, aún insistían recomendando estar invertidos en euro y en oro, del mismo modo apostaban por la recuperación de los mercados bursátiles mundiales.

Nuevamente el mercado da una gran lección, los mercados son anticipación, los mercados sancionan consensos. Con el 95% de los participantes alcistas para el euro, para las monedas fuertes, para el canadiense, para la libra, y para el oro, era claro que todos estaban comprados en dichos mercados, y el mercado cobró su multa y vaya si la cobró; el euro bajó desde los máximos de 1,5140 de noviembre a niveles de 1,3590 a comienzos de febrero, más de un 10%; el oro de niveles de 1.225 dólares la onza a niveles de 1.060 dólares la onza más de un 10% de pérdida; la libra esterlina pasó de niveles de 1,68 a niveles de 1,5635, un 8% de caída.

Con respecto a las Bolsas Wall Street terminó su peor enero en mucho tiempo, y las Bolsas europeas que guiaron el camino bajista están liderando las bajas, con una España que ha perdido este año más del 15% de su valor, y el índice europeo más del 10%, como advirtiéramos desde reportes técnicos y en esta misma columna las ganancias desde marzo de 2009 que muchos proyectaron que continuarían están siendo rápidamente erosionadas con las caídas de la últimas tres semanas. De las Bolsas nos volveremos a ocupar en posteriores artículos y desde reportes técnicos, sólo diremos que la caída debería continuar al menos hasta abril potencialmente más tiempo y aún nos queda entre un 15%-20% para llegar a nuestros objetivos, ello independientemente de los rebotes que son vistos como oportunidad de salirse de un mercado que ha empezado una importante tendencia bajista generalizada para todas las Bolsas mundiales.

Ciclo

Volviendo al dólar, casi en soledad en medio de masivas opiniones negativas para esta moneda contra las otras advertimos analizando el dólar index de dos temas importantes, el ciclo del dólar contra las monedas giró en el año 2008 a su favor, y el ciclo durará 7 años en esa posición hasta 2015. Dentro de este esquema, la caída del dólar del año 2009 lo veíamos claramente como contratendencial que no perforaría los niveles mínimos registrados en 2008 y que el dólar tenía preparada una gran sorpresa: resucitar desde sus cenizas, para muchos ya había recibido su extremaunción, y hablaban de euro en 1,60-1,70 dólares, como siempre nos tiene acostumbrados los mercados. La ciclicidad y la ciclotimia hace que cuando ya parece no haber esperanzas nuevamente se produce el surgimiento. Como dice Soros, el dinero está hecho para descartar lo obvio y apostar a lo inesperado. Lo obvio era la devaluación del dólar en 2009, también lo fue en 2007, lo inesperado era que se produjera la recuperación en 2010 y precisamente esto es lo que está ocurriendo. El ciclo está trabajando a la perfección: es dólar para arriba desde el año 2008; pese a todos los pronósticos agoreros nunca perforó los mínimos del año 2008, en el que terminó la parte negativa de su ciclo empezado en el año 2001 de 7 años, y desde el 2008 tiene 7 años de ciclo positivo hasta el año 2015.

Focalizando la atención en el análisis más de corto plazo el piso del dólar index fue visto en la segunda quincena de noviembre en 74,21 y desde allí se produjo un importante rally de esta moneda. En niveles de 75,50 comentábamos que el dólar index estaba listo para una gran suba con objetivo en los 80, y niveles mucho más ambiciosos más adelante; bueno la semana que pasó superamos los niveles de 80 y cerramos arriba de dicha marca. Estamos en plena onda 3 alcista del dólar index y por lo tanto son esperadas mayores ganancias; la próxima gran resistencia la tenemos en 81,80-82 y fue posible ayer ver un ajuste; sin embargo de mediano plazo el potencial alcista es mayor y rápidamente (idealmente antes de abril) debemos ir a niveles de 89,25-89,75 máximos de octubre de 2008 y de marzo de 2009.

Ese objetivo será alcanzado en los próximos dos a tres meses. En el corto plazo cualquier pullback debería ser bien contenido por la zona de soporte conformada en 79,70 y en niveles de 78,80 para seguir con el decidido ataque de la zona de 81,80-82. Una vez superada la zona de 82, el camino quedará liberado para el gran movimiento a 89,25. Ahora analizaremos las dos monedas más relevantes el euro y la libra esterlina o cable.

Euro

El euro, luego de los problemas de países de la comunidad ha sido castigado más que las otras monedas, y ha perdido gran terreno contra el dólar. El techo del euro ortodoxo fue visto en niveles de 1,5140 la última semana de noviembre de 2009. Esto dio fin a una recuperación en onda X desde los mínimos de 1,2327 de octubre de 2008; esta onda X corrigió el primer ABC de caída del euro desde 1,6037 de julio de 2008 hasta los mínimos de 1,2327 de octubre de 2008. Desde 1,5140 ha comenzado un segundo ABC que por definición debe llevar los precios debajo de 1,2327, la igualdad de ondas nos conduciría a niveles de 1,1430, mientras que la onda de menor grado se ubica en 1,1630. Por lo tanto el objetivo de mediano y largo plazo lo ponemos en niveles de 1,1630-1,1430.

En el corto plazo nos encontramos desde los niveles de 1,4570 en plena onda 3 y desde 1,4194 en plena 3 de 3. Deberíamos ir rápidamente a objetivos de 1,3450, en camino de 1,3221 y 1,2881. Cualquier rebote debido a la sobreventa observada debería llevarnos a la zona de 1,3750-1,3870 para desde allí retomar la tendencia bajista. Sólo un movimiento arriba de 1,4200 disminuirá la alta confianza que veremos al menos 1,2230 antes de fines de abril en camino de los objetivos de mediano y largo plazo de 1,1640-1,1440.

Libra esterlina

De igual modo que ocurrió previo al rally del dólar estadounidense ocurrido en el pasado 2008, la libra ha sido un perfecto anticipador del comportamiento de éste con respecto al resto de las monedas. En efecto, la libra alcanza su punto más alto de revaluación respecto del dólar hacia finales de 2007 y desde entonces comienza su proceso bajista que más tarde se trasladará al euro y el resto de las monedas. Comportamiento similar ha ocurrido esta vez, el movimiento de recuperación de la libra, que diera inicio a comienzos de 2009 alcanza su punto más alto en niveles de 1,704 hacia agosto del pasado año y desde entonces los precios comenzaron a mostrar debilidad, la cual más tarde se trasladaría al euro y el resto de las monedas.

Actualmente las condiciones técnicas están dadas para el desarrollo de bajas mayores que sean capaces de buscar la zona de 1.525 y luego 1.483-1.48 dólares, área que de ser más tarde quebrada liberará el camino de regreso hacia los mínimos de 2009 en torno de 1,38 dólares por libra. En este sentido, recuperaciones eventuales para la moneda británica serán consideradas de carácter temporal para que luego la baja continúe su curso.

Conclusión

La fortaleza del dólar llegó para quedarse, en realidad es parte de la tendencia de largo plazo iniciada por ciclos en 2008, y que debe durar hasta 2015. Por lo tanto cualquier rebote del euro, libra o las monedas fuertes son oportunidades para pasar las posiciones a dólares porque la valorización observada es parte de una tendencia de corto, mediano y largo plazo mucho mayor.

Veremos en los próximos meses niveles de euro y libra debajo de los observados en octubre de 2008 y de dólar index arriba de los vistos en marzo de 2009. Por entre euros o dólares, definitivamente dólares, y por mucho tiempo... veremos.

Dejá tu comentario