2 de junio 2010 - 00:00

El dólar subió a $ 3,95 y el BCRA vendió 50 millones

El dólar subió a $ 3,95 y el BCRA vendió 50 millones
«Si miramos al mundo, a la Argentina le fue fantástico». La ironía del operador tenía que ver con la suba de casi todos los bonos y la caída de las Bolsas del mundo, incluida Wall Street, donde el Dow Jones perdió un 1,11 por ciento. El mercado local comenzó a negociar con fuertes bajas al ver que Europa abría con caídas superiores al 2 por ciento y con el euro en su nivel más bajo de los últimos cuatro años, por debajo de 1,2350 dólar.

Pero las buenas noticias que llegaron después del mediodía desde Estados Unidos que anunciaban que el sector manufacturero creció por décimo mes consecutivo hicieron que aparecieran órdenes de compra sobre distintos bonos.

El pesimismo regresó sobre el final, pero no evitó que los bonos cerraran en alza. El Discount en pesos, el principal bono del canje de la deuda, fue un ejemplo de la parábola de las cotizaciones. Abrió un 1 por ciento abajo, a las 15 llegó a estar un 3,50 por ciento arriba y terminó con una suba del 0,27 por ciento. Los bonos posdefault en pesos tuvieron alzas generalizadas que no excedieron el 0,50 por ciento, con excepción del Bocon Pro 12 y Pro 13, que avanzaron más del 1 por ciento.

Pérdida

La sorpresa estuvo en el sector de los títulos en dólares, donde el Boden 2015, el que todos aconsejan tener, perdió más del 1 por ciento después de cuatro ruedas consecutivas de alzas. El Boden 2012, que es más corto y más seguro, subió un 0,70 por ciento. El título que sorprendió fue el Boden 2013, al subir un 1,70 por ciento.

De todas maneras, todas estas subas se consiguieron con pocos negocios porque los inversores no quieren modificar su cartera. Sólo venden si los precios les convienen. Muchos esperan las bajas para entrar e incrementar las tenencias. «Si Europa se estabiliza en su crisis, ya no hablo de crecer, los bonos argentinos van a mejorar», pronosticó un «broker» especializado en títulos latinoamericanos. Esta reticencia a vender hizo que el monto de operaciones en el Mercado Abierto Electrónico (MAE) fuera moderado. Se negociaron tan sólo $ 646 millones. Lo que se operó el lunes y martes juntos es inferior a cualquier rueda de la semana pasada.

En el mercado cambiario, el clima no era tan tranquilo. El Banco Central tuvo que salir a vender dólares por segundo día consecutivo para impedir que la divisa suba a niveles que no desea. El desencuentro comenzó desde el primer minuto de la rueda. Lo que pedían los vendedores estaba lejos de lo que querían pagar los compradores. Por eso la primera operación relevante se hizo a las 10.50 a $ 3,9320. Ante ese precio, los compradores comenzaron a mejorar sus posturas y una hora después el dólar subió a $ 3,9340, el precio más alto del día. Al instante apareció el Banco Central, acompañado por el Banco Nación. Entre ambos compraron las líneas de dólares hasta $ 3,93 para marcar el techo. El mercado tomó nota y la divisa cerró a $ 3,9310. En total, el Central vendió poco más de u$s 50 millones y el Banco Nación otro tanto.

Pero la intervención de la autoridad monetaria se extendió a los mercados de futuro. En el Rofex de Rosario se operaron u$s 403 millones; y en el OCT-MAE, que es un mercado compensador, u$s 313 millones. El Central concentró su estrategia en el fin de junio, cuando logró que cierre a $ 3,9514 (-0,12 por ciento). Este precio alentó la venta de dólares al contado y la compra de dólares a fin de mes, porque el costo de hacer esta operación equivale a tomar un crédito al 6,9 por ciento anual. Para fin de julio, la tasa crece al 8 por ciento y para los plazos más largos llega al 11 por ciento anual. El Central está armando una estrategia para que haya más vendedores de contado porque a lo largo de la rueda cada vez que salió a vender enfrente se le apostaron los compradores algo que no sucedía desde hace más de dos meses. Por otra parte, en estos días, disminuyeron las liquidaciones de exportadores y aumentaron las compras de importadores.

El monto de negocios fue el habitual. El Forex-MAE, la principal plaza mayorista, negoció u$s 438 millones; y el MEC de los corredores de cambio, u$s 203 millones. Las casas de cambio trasladaron la suba del dólar mayorista a las pizarras, donde lo vendieron a $ 3,95. En el mercado marginal, el «blue» subió un cuarto de centavo, a $ 3,9725.

Las reservas del Central se redujeron a u$s 49.004 millones por las ventas de divisas en el mercado de contado (en dos días vendió u$s 100 millones) y por el pago de obligaciones con el exterior. Los mercados para hoy quedaron tensos y a la espera de novedades del exterior. Si hay subas de bonos, será selectiva.

Dejá tu comentario