El Nobel de Economía premió a La Dulce Seguros

Edición Impresa

Las figuras más relevantes del derecho, la economía y la agroindustria se dieron cita para participar del III Congreso de Derecho y Economía, celebrado en el Salón de Actos de la Facultad de Derecho. En ese marco, La Dulce Cooperativa de Seguros Ltda. fue distinguida con la primera Medalla Phelps a la Innovación Económica y la Integración Social.

Ernesto Crinigan, presidente de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, efectuó la presentación de la empresa cooperativa describiendo los logros que le permitieron alcanzar el premio. A su término, el propio Edmund Phelps, Nobel de Economía 2006, entregó el galardón al presidente de La Dulce Seguros, Daniel La Civita.

Nuestra cooperativa se ha mantenido fiel a los principios y valores que abrazaron sus fundadores y al mismo tiempo ha tenido capacidad emprendedora para transitar los caminos de la innovación, dijo La Civita tras expresar su profundo agradecimiento por el premio, en nombre de todos los asociados. Luego agregó: Nacimos en un pequeño pueblo del interior, gracias a la iniciativa de un grupo de chacareros, y nos hemos convertido en una empresa con capacidad para competir con las más grandes de su segmento. Pero lo más interesante es que los beneficios de este logro se derraman en las comunidades en las que opera la entidad, promoviendo la integración y propiciando la paz social.

¿Por qué premiaron a la cooperativa?

Guillermo Thomas, gerente general de La Dulce Seguros, sostiene que premiaron una trayectoria en la cual el emprendedor, en base a la innovación tecnológica, desde el interior profundo de un país (en este caso la Argentina) desarrolla un servicio (en este caso un seguro) que mejora la calidad de vida y tiende al progreso de la mano de la inclusión social, sin dejar de lado el aumento de la productividad, que es el motor de la economía.

Según Thomas, Phelps encontró en La Dulce Seguros un ejemplo exitoso de innovación e integración social que sustenta su tesis sobre la importancia del efecto innovador de los emprendedores y su impulso multiplicador de la producción y la productividad de las economías de los países. Entre los aspectos que se evaluaron al conceder la distinción, se mencionó que La Dulce Seguros fue la primera aseguradora que suministró, sin costo, imágenes satelitales de los campos productivos a sus asociados, liderando la incorporación de tecnología geoespacial (información satelital, sistemas de información geográfica GIS, sistemas de posicionamiento global GPS, etc.).

Estas nuevas tecnologías también se aplican actualmente en los sistemas de gestión de la cooperativa, en los métodos de evaluación del daño causado por el granizo y en la organización de actividades de capacitación dirigidas a la comunidad rural, alcanzando la máxima eficiencia con el menor costo. Actualmente, La Dulce Seguros mantiene un convenio de vinculación tecnológica con el INTA, y trabaja en el desarrollo de sistemas de geoinformación en tiempo real, con el propósito de optimizar la toma de decisiones en lo que respecta el manejo del riesgo, reduciendo los porcentajes de siniestralidad e incrementando la transferencia tecnológica al sector productivo. En cuanto a la gestión comercial, La Dulce Seguros presenta un sistema totalmente innovador que le permite devolver a los asegurados una parte de la prima, cuyo porcentaje se calcula en función de la siniestralidad ocurrida en cada región, habiendo alcanzado la suma de 10 millones de dólares devueltos a los asociados en los últimos 10 años.

El valor de la especialización

Cabe mencionar que La Dulce Seguros es la única aseguradora que brinda exclusivamente cobertura de granizo para cultivos. Dicha especificidad le ha permitido convertirse en un verdadero especialista, a través de la innovación constante. Uno de los aspectos más destacados es que posee el único grupo de tasadores especializados en este segmento que trabaja equipado con tecnología de última generación, y está compuesto por los mismos socios de la cooperativa, lo cual garantiza una absoluta transparencia en el momento de efectuar una tasación.

Integración social: la otra pata

Paralelamente, se evaluó también la capacidad de la empresa en materia de inserción social. En este sentido se destacó la creación de un centro tecnológico comunitario que convirtió a La Dulce en la primera localidad del interior en brindar acceso gratuito a internet. También fue la primera institución que acercó este servicio, igualmente gratuito, a las escuelas rurales de su área de influencia. Con el propósito de brindar un espacio confortable para charlas y conferencias, La Dulce Seguros abrió un centro de convenciones prolijamente decorado, climatizado y equipado con la máxima tecnología audiovisual, que ya ha sido utilizado por más de 15.000 personas, en su mayoría productores agrícolas. En diciembre de 2000 se realizó en La Dulce el Primer Congreso Internacional de Agroinformática, convocado por la cooperativa, anticipando la agricultura del tercer milenio.

Finalmente, para difundir el cooperativismo y promover actividades sociales solidarias, se creó la Fundación La Dulce, cuyo accionar termina por insertar y arraigar a la empresa en el seno de las comunidades en las que opera, al tiempo que da cumplimiento a su misión como empresa social, cuyo objetivo final es el servicio.

Dejá tu comentario