23 de septiembre 2009 - 00:00

Jungla

Jungla
Unos 500 policías desmantelaron ayer la llamada «jungla de Calais», un campamento precario en las afueras de esa ciudad del norte de Francia, donde detuvo a 276 extranjeros indocumentados, en su mayoría afganos y paquistaníes, que vivían en el lugar mientras intentaban ingresar ilegalmente en Gran Bretaña. Luego, aplanadoras destruyeron las precarias estructuras, incluyendo una mezquita (foto).

Dejá tu comentario