Lanús ganó en Mendoza y se afirmó en la punta

Edición Impresa

Lanús es un equipo compacto, porque su principal característica es el buen tratamiento de la pelota . Sin embargo, cuando el circuito futbolístico no funciona, se fortalece en defensa, y cuando ataca lo hace con profundidad y lastima al rival.

Ayer, en Mendoza, no fue la excepción, si bien no tuvo un juego vistoso, se puso el overol y le quitó el invicto a Godoy Cruz para seguir en lo más alto de la tabla.

El conjunto del sur bonaerense no tuvo una gran actuación, pero pegó justo, supo aguantar la ventaja y hasta lo pudo liquidar antes si hubiese concretado alguno de los contraataques que tuvo en el segundo tiempo.

A los 26 minutos, el paraguayo Ayala ejecutó un córner desde la derecha, e Izquierdoz, con una cabezazo impecable, dejó sin reacción al arquero rival. El gol en contra obligó al dueño de casa a ir en busca del empate. Pero por errores en la generación de jugadas y un inexpresivo peso ofensivo, Godoy Cruz fue chocando con la defensa visitante, que en estas seis fechas apenas recibió un gol. Esa fue la principal virtud del equipo granate, porque desde las atajadas de Marchesín y los rechazos de los centrales Paolo Goltz e Izquierdoz, cuidó la ventaja que pudo haber ampliado.

Dejá tu comentario