Los empresarios festejan la flexibilización del Mercosur

Edición Impresa

  San Pablo - La poderosa Federación de Industriales de San Pablo (FIESP) ratificó ayer su respaldo al Gobierno de Michel Temer con elogios a su política exterior en lo referido al Mercosur y criticó el "servilismo a los bolivarianos" que le imputó a los gobiernos del Partido de los Trabajadores (PT).

"Las definiciones sobre el Mercosur, los países en desarrollo y los desarrollados ahora se toman de acuerdo con los intereses mayores de Brasil", afirmó Rubens Barbosa, presidente del Consejo de Comercio Exterior de la FIESP. El lunes, el canciller José Serra confirmó en su visita a la Argentina la decisión del Gobierno brasileño de negociar acuerdos comerciales por fuera del bloque.

Exembajador en Estados Unidos y Reino Unido, Barbosa propone "dar un voto de confianza" a la nueva política externa de Temer a cargo del excandidato presidencial del PSDB.

"El Gobierno definió las principales directrices de su política exterior y procuró indicar los rumbos de su agenda ajustada a las transformaciones que vive el mundo y a los centros dinámicos globales", remarcó.

Con este apoyo a la nueva política externa la FIESP renovó su aval a Temer, al que respaldó desde el año pasado cuando el entonces vicepresidente se proyectó como sucesor de Dilma Rousseff.

La mayor entidad empresarial brasileña también participó en la campaña por el "impeachment" de la mandataria.

"El lulopetismo (por Lula da Silva y el PT) critica el supuesto abandono de la política Sur-Sur y la aceptación del unilateralismo hegemónico", agregó Barbosa y concluyó recordando que en los 13 años de Gobierno del PT, "Brasil fue servil al bolivarianismo populista".

Agencia ANSA

Dejá tu comentario