Macristas intentan recuperar ánimo y reforzar listas

Edición Impresa

Toda la algarabía desplegada en el escenario de Costa Salguero por Mauricio Macri, la noche electoral, tuvo una trastienda de cruces y reproches en medio de los festejos a los que alentó el jefe de campaña PRO, Horacio Rodríguez Larreta. El macrismo ayer recuperaba el ánimo y también reflexionaba sobre ampliar su agrupación con aliados para el sueño 2015 del jefe de Gobierno.

Es que, de acuerdo con las consultoras contratadas por el macrismo, la marca de la candidata a senadora Gabriela Michetti se ubicaba muy por encima de ese 31% de votos que cosechó hace cuatro años y que arañó en las PASO del domingo pasado.

Por eso, en el búnker con globos de colores, los candidatos y funcionarios ya no tenían otra alternativa que exagerar la fiesta, porque, después de todo, Michetti reportó más adhesiones que cualquier otro candidato en la Capital Federal, a pesar de que el combo UNEN la superó, pero con la salvedad de contar los sufragios de las cuatro listas de esa alianza.

Como sea, la candidata no había empezado bien la mañana, cuando se enojó al llegar al bar donde desayunaba Macri con otros postulantes y se retiró porque habían empezado sin ella, a pesar de que la explicación fue que el cableado de los móviles la retenía y no contaba con más tiempo a la espera de sus padres que llegaban de Laprida.

En el búnker, recibió, incluso, ese malhumor el secretario general Marcos Peña, uno de los principales hacedores en la comunicación de la campaña de la candidata.

Al parecer, durante la jornada le habrían aconsejado mutis ante las cámaras de TV y las radios, pero la apuraron a enfrentar al público cuando los guarismos comenzaron a revelar la realidad. Al punto que un error técnico mostró a Macri dando su discurso sin audio mientras los canales atendían a Fernando Pino Solanas, ganador en la categoría candidato a senadores de UNEN.

Con más tranquilidad, esa misma noche el PRO convocó a una conferencia de prensa para ayer por la mañana, para demostrar que sigue con la intención de remontar las ínfulas del proyecto presidencial de Macri para 2015 con "una convocatoria más amplia".

Michetti tiene ahora la carga de lograr que el PRO tenga por primera vez representación en el Senado, ganando las elecciones y en lo posible sentarse ella y el ministro de Espacio Público, Diego Santilli, quien pasará a tener un rol protagónico mayor en la nueva campaña que se inicia, para promocionar la gestión porteña que cuenta, según los consultores del Gobierno, con un 70% de imagen positiva.

A eso se agregará la estrategia de reforzar la lista de candidatos a legisladores porteños que en el cuarto oscuro de octubre irá adosada a la de senadores y diputados nacionales. Los ministros Hernán Lombardi y Esteban Bullrich vuelven a sonar como posibles postulantes en el primer renglón para detener el corte de boletas.

En las primarias, la lista encabezada por Sergio Bergman a diputado nacional sacó cerca del 4% menos de votos que los que acuñó la dupla Michetti-Santilli para el Senado. A la vez, el combo UNEN superó (contando las cuatro listas) en 8 puntos al rabino en la categoría diputados, pero obtuvo unos 200 mil votos más que Elisa Carrió, primera candidata de UNEN. 

"Estamos muy contentos: el PRO está creciendo a nivel nacional; se ha presentado en 21 distritos en esta elección y, para 2015, pensamos que esto va a ser muy importante para nuestro proyecto de construcción de una alternativa", dijo Michetti ayer, y aludió a Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos, aunque el mayor logro que acumuló fue que con la candidatura de Miguel del Sel el PRO se consolide como segunda fuerza en la provincia del cómico.

"Queremos ser un partido nacional que realmente pueda ser el sostén de Mauricio en 2015", sostuvo Michetti, y entonces señaló: "Ningún partido ni ningún candidato va a poder gobernar ni llegar a la presidencia en 2015 si no se abre a hacer una convocatoria más amplia y nosotros vamos a trabajar de esa manera. Mauricio es básicamente un líder de convocatoria".

"Para nosotros, haber recibido 11 puntos más que el segundo y el doble de votos que el tercero es algo impresionante"
, explicó Michetti.

Además, sostuvo: "Íbamos con boleta única y con boleta única haber tenido el 31% de los votos habla de una muy buena elección", en relación con que PRO no eligió sus candidatos a través de las PASO, un mecanismo que el propio Macri puso en duda el mismo día de la votación.

La exvicejefa, por otra parte, no cree que "sean extrapolables tan fácilmente o matemáticamente los votos de UNEN dentro de UNEN" y "esto lo tenemos que ver en octubre, obviamente, pero nosotros hemos ganado la elección y la hemos ganado de una manera contundente".

Michetti
estuvo acompañada por Santilli, Bergman, y los candidatos a diputados Federico Sturzenegger y Laura Alonso.

Dejá tu comentario