Murió Laurent Terzieff, refinado actor francés

Edición Impresa

París - El actor y director de teatro francés Laurent Terzieff murió el viernes a los 75 años en el hospital Salpêtrière de París a causa de «complicaciones pulmonares». Terzieff, que protagonizó «Detective» de Jean-Luc Godard, puso también su talento al servicio de los grandes textos de los autores contemporáneos de teatro. En el cine trabajó bajo la dirección de cineastas como Luis Buñuel, Henri-Georges Clouzot y Pier Paolo Pasolini, además de Godard.

Nació el 27 de junio de 1935 en Toulouse hijo de una madre ceramista y de un padre escultor de origen ruso, Terzieff se consagró al teatro después de haber visto, durante su adolescencia, «La sonata de los espectros» de Strindberg, dirigida por Roger Blin, del cual sería un hijo espiritual. La romántica belleza de su rostro y su mirada clara hubieran podido convertirlo en una estrella de cine, cuando Marcel Carné lo reveló a los 23 años en la película «Les Tricheurs».

Este actor de rostro demacrado, que se dedicó al teatro como a un sacerdocio, fundó en 1961 la compañía que llevaba su nombre y que realizó sus representaciones en pequeños teatros privados. Allí pudo estrenar las obras de teatro inéditas de autores que amaba. También montó numerosos espectáculos de poesía sobre la obra de Rilke, Brecht y Milosz. Independiente, exigente y discreto, también reveló a autores como Andreiev, Mrozek, James Saunders, Murray Schisgal y Edward Albee.

Dejá tu comentario