Gianinna Maradona pidió que no culpen al velorio de Diego por los contagios

Espectáculos

La hija menor del ídolo y Claudia Villafañe realizó un posteo en sus redes sociales que rápidamente se volvió viral. "El 25 yo particularmente ni siquiera quería ir a la Casa Rosada", sentenció.

Debido a la suba de casos de coronavirus Covid-19 en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), la hipótesis de que la ola de contagios tuvo su origen en el velatorio de Diego Maradona cobró fuerza nuevamente. Por eso, Gianinna, la segunda hija que tuvo el ídolo junto a Claudia Villafañe, realizó un posteo en sus redes sociales para pedir que no se culpe a su padre por el panorama actual de la pandemia.

https://twitter.com/gianmaradona/status/1346550527690231810

“El 25 yo particularmente no quería ni siquiera ir a la Casa Rosada. Decidieron que papá se lo merecía y fuimos. Él llegó más tarde porque tardaron en la autopsia. Pidieron que los llevemos a un lugar para que la gente pueda pasar y se despida. Pasaron muchas personas. Algunos transmitían su dolor, otros estaban totalmente ebrios”, comenzó diciendo en uno de los primero párrafos de su descargo.

https://twitter.com/gianmaradona/status/1346550629993472000

“Cada vez que pasaba un grupo era llorar con ellos, le/nos gritaban cosas que realmente te emocionaban, hubo un chico que tocó el himno con la armónica y realmente fue muy fuerte, mi hijo estaba ahí y ver su emoción en la despedida de su abuelo fue un montón. Nunca vamos a tener dimensión de quién fue y será DIEGO ARMANDO MARADONA pero sí quién fue y seguirá siendo MI PAPÁ”, agregó Gianinna.

A su vez, agradeció a quienes se acercaron e hicieron la cola respetando al otro y a quienes solo se acercaron para rezar, prender una vela o llorar en silencio. Por otro lado, advirtió sobre el requerimiento para que el cuerpo de uno de los mejores jugadores de fútbol de la historia permaneciera durante 72 horas en la sede del Poder Ejecutivo.

“Querían que dejemos a mi papá 3 días tres. 3 días sin dormir no íbamos a estar ahí y tampoco lo íbamos a dejar solo (por dejarlo un rato solo salieron esas fotos horribles) y a su vez si pasaban tantas horas ahí no íbamos a poder abrir más el cajón. ¿No lo íbamos a ver más por dejarlo ahí así llegaban todos a despedirlo? NO. Lo compartimos toda la vida. En vez de agradecer eso, algunos se sienten en la necesidad de criticarnos y jugarnos”, sentenció.

“Accedimos a que sean más horas pero los gases lacrimógenos nos hicieron mierda los ojos, la garganta, entre el dolor de lo que estábamos pasando y la preocupación de que las vallas cada vez se movía más cerca de mi papá era insostenible. Había que tomar una decisión y la tomé yo cuando empezaron a revolear cosas, y lamentablemente él no podía seguir ahí. En esas condiciones NO. No se lo merecía. Yo que no me iba a mover de su lado y la seguridad me pedía que por mi seguridad me vaya dentro. No, así no. Me voy pero con mi papá”, agregó.

Asimismo, explicó que detrás de un ídolo hay una familia y eso es lo que a varios les cuesta aceptar, y pidió empatía y respeto: “Prudencia en sus palabras, empatía, piedad por quienes pasaron por la misma situación que nosotros y aún no se reponen. Piedad por quienes no pudieron despedir a sus familiares por lo que estamos atravesando. No es culpa de Maradona lo que pasó el 25 de noviembre. Hubiese preferido quedarme en un cuarto solo con mi familia y que no lo culpen a él por los contagios”.

Por último, agradeció por los mensajes, por las flores que dejan en la puerta de Bella Vista y por la cantidad de cosas que le dejaron ese día. “El camino a Bella Vista fue espantoso y hermoso a la vez, tuve miedo, la policía le pegó a la camioneta de mi mamá mil veces con un palo, yo salí por la ventana gritarles pero no me daban bola, me agarró desesperación, estaba preocupada por lo que nos podía pasar mientras estábamos llevando al cementerio a MI PAPÁ. No saben lo que se vivió del otro lado, les juro que no saben. ¡Abrazo grande!”, concluyó.

Dejá tu comentario