Naomi Campbell condenada a cumplir cinco días de trabajos comunitarios

Espectáculos

La modelo británica Naomi Campbell, acusada de agresión contra una empleada doméstica, fue condenada este martes a cinco días de trabajos comunitarios tras declararse culpable ante un tribunal de Nueva York de haber lanzado un teléfono celular a la mujer.

Esperada por una nube de fotógrafos y camarógrafos a su llegada, Campbell, que vestía de oscuro, se disculpó durante su comparecencia por haber hecho daño a la empleada, Ana Scolavino.

"Lancé un teléfono celular en el apartamento. El teléfono golpeó a Ana. Fue un accidente porque no traté de alcanzarla. Lo siento mucho", dijo Campbell al juez Robert Mandelbaum en una respuesta leída.

A Campbell, de 36 años, se le ordenó además asistir a un curso de dos días para evitar los accesos de ira y pagarle unos 350 dólares a Scolavino en concepto de gastos médicos.

La modelo abandonó el tribunal sin dirigirse a la prensa y protegida por sus guardaespaldas en un vehículo negro.

Su abogado, David Breitbart, pidió al juez que permita a Campbell cumplir su sentencia bajo techo y preferiblemente en un proyecto de su interés, como una organización de caridad que ayude a niños y enfermos de SIDA.

Presumiblemente, Breitbart quería evitar así que su cliente corra la misma suerte que el cantante británico Boy George, que fue condenado a barrer las calles de Nueva York en agosto por haber presentado una denuncia falsa.

De no haberse declarado culpable, el caso hubiera ido a juicio y Campbell se hubiera expuesto a una condena de siete años de cárcel por agresión en segundo grado.

La modelo fue detenida en marzo de 2006 en su domicilio de Park Avenue, en Manhattan, después de que Scolavino, de 42 años en el momento de los hechos, llamara a la policía desde el hospital acusándola de haberla atacado.

Scolavino -que presentaba una herida en la cabeza que necesitó de una sutura de cuatro puntos- afirmó que Campbell se enfureció al no encontrar unos pantalones vaqueros y la acusó de haberlos robado.

Campbell, una de las reinas de las pasarelas, conocida por un temperamento indómito, ha sido objeto de varias demandas por agresiones a personas de su entorno.

El último episodio ocurrió a finales de octubre, cuando la modelo fue detenida en Londres por haberla emprendido supuestamente contra una colaboradora.

Dejá tu comentario