26 de junio 2024 - 17:49

El FMI se metió en el debate entre las fintech y los bancos: qué le pidió al Gobierno

El Fondo pregonó por reglas igualitarias entre bancos y fintechs luego de discusión en el sector por el rol de Mercado Pago.

El FMI pidió reglas claras e igualar la cancha para ambos sectores.

El FMI pidió reglas claras e igualar la cancha para ambos sectores.

El documento del FMI mencionó que el Gobierno planea modificar los marcos regulatorios “para garantizar un campo de juego nivelado entre las empresas Fintech y las instituciones bancarias tradicionales”.

Según el organismo internacional de crédito, estas medidas incrementarán la competencia de mercado, reforzarán los canales de crédito y serán el soporte para la recuperación del crédito privado desde los mínimos históricos en los que se encuentra.

De acuerdo con analistas del mercado financiero, la mención del FMI es un reconocimiento a la falta de regulación actual de las fintech y a las asimetrías regulatorias e impositivas entre las ese sector y los bancos, que atentan contra el desarrollo de la inclusión financiera.

La discusión en el sector por Mercado Pago

Las ventajas objetadas por los bancos, sumadas al buen uso de las posibilidades de la tecnología, permitieron un crecimiento explosivo de Mercado Libre, que alcanzó una posición dominante para excluir de la competencia a otras fintech y a los bancos, según analistas.

Además de beneficios impositivos por más de u$s100 millones en el marco de la Ley del Conocimiento, el BCRA le ha permitido a Mercado Pago captar fondos y prestar servicios bancarios sin tener una licencia para hacerlo. Para los bancos, la única forma genuina de nivelar la cancha es que Mercado Libre y Mercado Pago cumplan con ese requisito para poder brindar esos servicios.

mercado-pago-foto.jpg
Mercado Pago concentra la mayor cantidad de operaciones bancarias sin tener una licencia, según el sector bancario.

Mercado Pago concentra la mayor cantidad de operaciones bancarias sin tener una licencia, según el sector bancario.

El problema del crédito en la Argentina

El objetivo del Fondo no es solamente mejorar la competencia entre los distintos actores, sino también elevar el nivel de financiamiento para empresas y familias. Según datos del Banco Central (BCRA), el crédito al sector privado en la Argentina representa un 4,1% del PBI, uno de los niveles más bajos de la región.

A diferencia de otros países de Latinoamérica, donde en las últimas décadas mayoritariamente el crédito se expandió, en Argentina se mostró un estancamiento, según datos del Banco Mundial. Sólo hubo una mayor expansión en dos momentos: en la década de 1990, cuando alcanzó un 24% del PBI y en 2018. Dos oportunidades cuyo hilo conductor es una inflación en niveles controlados.

En este complejo escenario, las fintech ocupan un rol preponderante. En la actualidad, 6 de cada 10 adultos de la Argentina tiene una cuenta de pago y cerca de 7 de cada 10 transferencias de dinero se hacen desde o a una cuenta fintech.

El acceso al crédito es una de las herramientas de inclusión financiera que facilita el sector fintech, ya que, en la actualidad, más de 30 empresas socias de la Cámara que nuclea a esas empresas otorgan préstamos como actividad principal o accesoria.

La baja de tasas, sumado a una mayor competencia entre los distintos actores que ofrecen crédito, puede mejorar los números a nivel mundial y ese es uno de los planteos que realizó el propio FMI.

"En Argentina, la oferta de crédito se concentra principalmente en el sector público y los jubilados, ya que estos grupos, al tener ingresos previsibles, son más fáciles de evaluar y gestionar. En cambio, los empleados privados, monotributistas, autónomos y trabajadores informales acceden a pocas opciones de crédito y tasas menos competitivas por el mayor nivel de riesgo percibido", explicó Hernán Velázquez, Co-Founder & CTO de Cirenio en diálogo con Ámbito.

"Esta falta de acceso al crédito afecta desproporcionadamente a los sectores de ingresos bajos, que tienen como principales problemas la falta de historial crediticio o un bajo score, dado que el sistema de medición que usan los bancos tradicionales pone el foco en el incumplimiento o mora en los pagos, sin tener en cuenta el buen cumplimiento, lo que genera un sesgo negativo. Las fintech juegan un papel crucial en esto. Al utilizar tecnologías avanzadas y herramientas innovadoras para generar calificaciones crediticias alternativas más precisas, llegan a segmentos que antes estaban desatendidos", concluyó.

Dejá tu comentario

Te puede interesar