Multa de dos millones de pesos a un geriátrico por organizar un abrazo con protocolos

El municipio de Tandil aplicó la sanción a la residencia llamada Reminiscencias. Desde el establecimiento aseguraron que la actividad estuvo "muy cuidada, con ropa adecuada y barbijos".

Placa de la residencia tandilense 

Placa de la residencia tandilense 

Este insólito caso ocurrió en Tandil, cuando el asilo "Reminiscencias" organizó una actividad entre los residentes y sus nietos para celebrar las Pascuas el primer fin de semana de abril. Se llevó a cabo un "abrazo", por lo que el geriátrico fue multado por la municipalidad con un monto a pagar de dos millones de pesos.

La denuncia llegó al municipio a partir de que los familiares de los abuelos compartieran algunas imágenes del encuentro mediante las redes sociales, a raíz de la viralización de estas fotografías, un vecino radicó la denuncia que derivó en el procedimiento de labrar una multa millonaria.

Con el permiso y el acuerdo de todos los familiares de los abuelos, pudieron tener un contacto cuidado con sus seres queridos con un plástico flexible de por medio. El encuentro duró solamente 10 minutos, pero estos fueron suficientes para que el municipio aplique la sanción.

La mujer encargada del establecimiento para adultos mayores, dijo: "Nosotros somos el único geriátrico que no tuvo Covid, venimos intactos. Hicimos una actividad con 10 nietos, para que hagan huevos de pascua, donde cuidamos perfectamente que no hubiera casos".

También aclaró que desde la residencia tomaron todos los cuidados requeridos para el acontecimiento, controlaron la temperatura a cada uno de los familiares y abuelos, llevaron ropa quirúrgica, barbijos, delantales y cofias. A demás firmaron una planilla en acuerdo al abrazo.

La Municipalidad aplicó la multa con un monto similar a la penalidad de una fiesta clandestina, y sumaron un indignante consejo de los agentes municipales: “¿Por qué subieron las fotos a las redes? ¡Se entregaron todos!”. Respecto a la multa, la mujer encargada de Reminiscencias, expuso: "Ahora estamos sancionados supuestamente por no cumplir protocolos, cuando tendríamos que ser un ejemplo, tomamos todos los recaudos, los residentes no son presos, hace más de un año que están encerrados".

A pesar de injusta multa millonaria, después de muchos meses de confinamiento bajo un estricto protocololo, abuelos del hogar pudieron reencontrarse con los familiares y sentir sus caricias.

Dejá tu comentario

Te puede interesar